Huertos de Soria abandona el cultivo ecológico

Nuria Zaragoza - sábado, 5 de enero de 2019
Huertos de Soria abandona el cultivo ecológico - Foto: [Eugenio Gutierrez Martinez.; Eugenio Gutiérrez];
Tras perder a su socio Fadess, se lanza a la venta online. Su director estratégico, Joaquín Alcalde, reconoce que han dejado la finca de Fuentepinilla y que ahora no hay contratados colectivos vulnerables. El futuro pasa por la venta online

Huertos de Soria afronta un «periodo de transformación» y se ve obligada a «reestructurar» el proyecto inicial y diseñar «un nuevo modelo de negocio sostenible», superada por los acontecimientos y la evolución de su proyecto y del propio mercado ecológico. «El proyecto se puso en funcionamiento hace cinco años y en este tiempo ha habido muchas vicisitudes, como en cualquier otra empresa. Hemos tenido que pivotar muchas veces y tratar de buscar el modelo de negocio que se adapte mejor a la empresa, y en eso seguimos en estos momentos. La empresa está en marcha, ofrece sus servicios normalmente, y estamos en un proceso de transformación y de búsqueda de esa sostenibilidad», indica el director de Cives Mundi y director estratégico de Huertos de Soria, Joaquín Alcalde, sobre la situación actual del proyecto. 
La iniciativa de economía social, cabe recordar, nació en noviembre de 2012 al amparo de Cives Mundi con el objetivo de crear puestos de trabajo para personas en riesgo de exclusión a través del cultivo y comercialización de verduras y hortalizas ecológicas. «El objetivo genérico de la empresa, el objetivo fundamental, sigue siendo el mismo que cuando la fundó Cives Mundi hace cinco años en los peores momentos de la crisis, generar trabajo para personas en riesgo de exclusión. En eso seguimos» y «precisamente por ello estamos tratando de generar nuevas líneas comerciales para poder contratar a estas personas», insiste Alcalde. 
Los últimos acontecimientos han obligado a cambiar el rumbo. En 2017 Huertos de Soria perdió a su colaborador inicial, Fadess (la Fundación de Ayuda al Discapacitado y Enfermo Psíquico de Soria), quien aportaba parte de mano de obra y permitía cubrir esa parte de contratación de colectivos vulnerables. Desde entonces, no han contratado más personas en riesgo de exclusión social, admite Alcalde, que recuerda que ahora trabajan cuatro personas y ninguna entra en ese perfil. No obstante, anuncia, en enero se prevé contratar a una persona «con discapacidad física» que «participará en la tienda y estará en el obrador, en el almacén, preparando los pedidos». 
Fadess se desvinculó «voluntariamente» del proyecto y desde entonces Huertos de Soria ha ido abandonando progesivamente la parte de cultivo. «En la producción poco a poco nos hemos ido dado cuenta que no somos competitivos. Hemos producido en varios sitios, en Los Rábanos, Fuentetoba, Maltoso, Fuentepinilla...,  siempre con fincas que nos han cedido o nos han alquilado, y hemos visto que para poder competir en este sector hay que hacerlo con medios, y nosotros no tenemos medios», asume Alcalde. Al abandonar esta fase del proyecto su centro principal de producción en Fuentepinilla quedaba sin uso y la finca era ocupada de forma ilegal para cultivar marihuana, según se desveló durante la Operación Huerto Verde que desarticuló hace unas semanas la Subdelegación del Gobierno de Soria. La noticia pillaba por «sorpresa» a Huertos de Soria, según aseguran, ya que «al no producir, no íbamos todos los días y no sabíamos que estaba ocupada». Ante esta tesitura, Huertos de Soria presentaba esta misma semana a los propietarios de la finca la rescisión del contrato de alquiler. «A corto plazo no hay intención de volver a producir cultivos ecológicos  porque nos hemos dado cuenta de que eso es otro negocio» y que «no somos competitivos», justifica el director.  
Descartada la producción, el futuro de la empresa pasa por tanto por centrarse en la comercialización (Huertos de Soria cuenta con el certificado de envasadores de productos ecológicos) y, principalmente, por la venta on line, donde se ha encontrado desde hace ya unos años un nicho de mercado para poder generar nuevos empleos y contratar esos colectivos vulnerables para los que nació el proyecto y en los que siguen poniendo el foco Alcalde y su equipo.  
futuro:venta por internet. «A nosotros lo que nos gustaría, que es una cosa que creo que no hemos conseguido, es promocionar el cultivo ecológico en Soria», reconoce el director. «Tristemente», los resultados evidencian que «Soria sigue a la cola de este movimiento», por lo que plantear un autoabastecimiento con productos propios o de agricultores sorianos es algo inviable. Por ello, la empresa se vio obligada ya desde sus inicios a abrirse a nuevos proveedores para poder atender las demandas y «ahora prácticamente el 80% de lo que vendemos es producto de fuera». Pero «esto no es una novedad, ha sido así siempre», persiste Alcalde. 
Así las cosas, el producto local que comercializa Huertos de Soria se limita a patatas, huevos y guindillas. El resto se adquiere de proveedores de la Ribera del Ebro, Navarra, La Rioja, Zaragoza... «siempre a agricultores certificados». No obstante, «siempre que podemos compramos en Soria y ayudamos a producir en Soria», persevera el director, recordando que desde la empresa se ha asesorado incluso a agricultores sorianos en el cultivo ecológico, sin grandes resultados. 
«Siendo realistas», «a medio y largo plazo la solución que vemos es lo que estamos haciendo, promocionar la venta por internet», anuncia Alcalde. Ypara ello cuentan precisamente con una ayuda de la Junta de Castilla y León de 140.000 euros en cuatro anualidades (2017-2020) que la Consejería de Empleo autorizó en noviembre de 2017. 
ayudas. «Huertos de Soria tiene ahora una ayuda de la Junta, pero no ha tenido dinero público jamás. Ahora tenemos una ayuda (anual) de 35.000 euros para tratar precisamente de poner en marcha todas esas nuevas líneas de negocio a través de internet, para mejorar el empaquetado, hacer marketing digital..., en síntesis, para vender por internet y fortalecer esas líneas», especifica el portavoz del proyecto, que recalca que «es la primera ayuda en cinco años». «La ayuda de la Junta está vinculada sobre todo a generar más volumen de negocio y a conseguir abrir esas nuevas líneas de negocio para conseguir más empleo», apunta sobre los requisitos que debe cumplir Huertos de Soria para poder certificar esta aportación. 
«ninguna deuda». El director reconoce que en este tiempo «han fallado muchas cosas», aunque intenta también minimizar la situación e, insiste, «esto no es nuevo, pasa en muchas empresas» y se trata de «adaptar la empresa a estas nuevas exigencias y diseñar un modelo de negocio sostenible», recalca. A pesar de las «vicisitudes», asegura que la situación económica actual de Huertos de Soria es «totalmente estable» y «no tiene deudas con nadie». «Cumplimos con todos nuestros compromisos y está perfectamente. En ningún momento corre peligro de desaparecer. Es más, tiene un futuro en los próximos tres años bastante halagüeño», garantiza. 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
El Día de Soria se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD