Luz y color para una noche mágica

Ana Pilar Latorre
-
Luz y color para una noche mágica - Foto: [; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ; ;

Siete carrozas, bomberos, batukadas, club patinaje, 200 personajes y 3.000 kilos de caramelos para una noche mágica

Ya está todo listo en la ciudad para recibir a los Reyes Magos con un derroche de imaginación y fantasía. Hay seis carrozas nuevas que harán las delicias de público y participantes y el Ayuntamiento ha comprobado con antelación que puedan pasar por todo el recorrido, ya que una de ellas es de grandes dimensiones. También se ha probado que la comitiva pueda avanzar por la plaza de Mariano Granados, entre la bola de luces y el carrusel, y no hay ningún problema, aseguran desde el Ayuntamiento.
Se trata de las tres carrozas de los tres Reyes Magos -Melchor, Gaspar y Baltasar- así como otras tres carrozas que les acompañan «con motivos más infantiles y con personajes muy conocidos por el público», según explica Ana Alegre, concejala de Acción Social. A estas carrozas se suma la de la asociación del Calaverón (llevan más de 20 años participando) y el camión que se ha restaurado en el parque de bomberos. Junto a todo esto, más de 200 personajes que ambientarán el desfile. Se repartirán hasta 3.000 kilos de caramelos, muchos de ellos sin gluten. 
novedades. La concejala anuncia que la principal novedad de este año será, junto a otras actuaciones de Navidad como la iluminación, actuaciones y juegos de luz blanca y magia en la propia cabalgata de los Reyes Magos. Además, colaboran las batukadas de Soria y un club de patinaje, con el fin de darle un aire nuevo a este espectáculo que reúne a miles de personas en el recorrido tradicional, desde los Pajaritos a las 19 horas y hasta la plaza Mayor, donde tiene lugar la recepción por parte de las autoridades y la adoración en el portal, así como la visita de los niños a sus majestades. Para Ana Alegre, es muy imporante que en actos de estas características «participe la ciudadanía soriana» y en las semanas previas se ha animado a los niños a apuntarse para ir en la comitiva. «Lo que hemos intentado y creo que hemos conseguido es que las Navidades sean distintas y Soria sea una ciudad más moderna en este sentido», apunta. Se trata de que sea un desfile más participativo y sorprendente para los ciudadanos, en particular para los más pequeños.