San Bartolomé luce restaurada y embellecida

Ana Pilar Latorre
-
San Bartolomé luce restaurada y embellecida

Las obras comenzaron en octubre y se han paralizado tras descubrirse el suelo original. Desde la parroquia se espera que concluyan pronto, hay dos bodas previstas

Las obras de restauración en la ermita de San Bartolomé, dependiente de la parroquia de Ucero y enclavada en el parque natural del Cañón del Río Lobos, comenzaron a mediados de octubre y se extenderán durante los primeros meses de 2019. La actuación avanza a buen ritmo, porque ya se han realizado el retejado de la cubierta y la restauración de la portada y de los canecillos decorativos, muy dañados por la erosión. En el interior, la actuación contempla restaurar parte de los paramentos de paredes y bóvedas y quedaría consolidar un par de columnas. El presupuesto de la obra ha sido de 90.000 euros, asumidos con los fondos de la propia ermita.
Ahora las obras se han parado porque tras excavar el suelo y descubrirse el original -debajo de las losas de barro estaban las losas de piedra originales instaladas sobre la roca en la que se construyó la ermita- el arquitecto debe realizar una propuesta de modificación del proyecto que deberá ser aprobada por la Comisión de Patrimonio de la Junta. José Salas, uno de los párrocos de Ucero, explica que el gran problema de la ermita eran las humedades porque brotaba el agua por el suelo y desgastaba las losas, por lo que ahora tendrá que buscarse una nueva solución dependiendo de lo que se decida hacer en la consolidación del suelo. 
Por parte de la parroquia, se estudia ahora la posibilidad de recolocar las imágenes y retirar algún retablo, lo que «depende de como vaya la obra, pero es una propuesta que no está en el proyecto», puntualiza el párroco, quien se siente satisfecho por el resultado de las obras en el templo de Ucero. 
bodas. Aunque desde la diócesis reconoce que «no hay prisa» por concluir las obras porque la Semana Santa cae tarde y las bodas programadas son en junio y septiembre, el párroco espera que a mediados de mayo hayan concluido para poder preparar las celebraciones religiosas con antelación. Había cuatro solicitudes, pero finalmente serán dos las bodas este año. El párroco quieren dejar claro que si una pareja desea casarse en la ermita de San Bartolomé, en el Cañón del Río Lobos, tiene que solicitarlo en la parroquia de Ucero y son los sacerdotes los que piden los permisos oportunos a la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, que es la que tiene que dar los permisos para el aceso del microbús de los invitados y de los coches particulares que desplacen a los novios hasta el templo. También hay posibilidad de utilizar un generador, aunque para las bodas de la mañana no suele hacer falta.
La ermita, en la que se encuentra la imagen de la Virgen de la Salud, se construyó a principios del siglo XIII y es de estilo románico con influencia cisterciense. Presenta una perfecta sillería, planta de cruz latina con crucero más bajo que la nave y ábside semicircular (con pilastas y ventanales). Los hastiales del crucero llevan óculos circulares con roscas y celosías. A pesar de su trazado sencillo, las formas son diversas y originales.