Frente común en la Comunidad para exigir al Gobierno los PGE

SPC
-

Mañueco y Fuentes coinciden en su reclamación a Madrid, e Ibáñez se muestra partidario de presentar las cuentas regionales cuando haya previsión estatal

Luis Fuentes (i) y AlfonsoFernándezMañueco, antes de la reunión. - Foto: Ical

El presidente de la Junta de Castilla y León,AlfonsoFernández Mañueco, y el de las Cortes,Luis Fuentes, coincidieron ayer en la necesidad de que España tenga cuanto antes unos Presupuestos Generales del Estado. Una reivindicación que ambos lanzaron tras la primera reunión institucional entre ambos mandatarios que se enmarca dentro de la ronda de encuentros institucionales que Fernández Mañueco está manteniendo con los diferentes representantes de instituciones regionales, organizaciones económicas, sociales y fuerzas políticas, así como con ayuntamientos y diputaciones provinciales. Además, prevé citas con otras comunidades autónomas y el Gobierno de España.
Ambos dirigentes coincidieron en la necesidad de que el Gobierno de España elabore los Presupuestos Generales del Estado a la mayor brevedad y aporte una financiación adecuada a las comunidades autónomas para garantizar la calidad de los servicios públicos. 
Unas cuentas estatales que también servirían para que la Comunidad contase con una previsión de ingresos actualizada que le ayude a dar forma al presupuesto de autonómico.
De hecho, ayer el consejero de la Presidencia, Ángel Ibáñez, se mostró proclive a que la Junta de Castilla y León elabore sus presupuestos sobre una «base cierta» y en función de las cuentas del Estado. Ibáñez, que continúa con la toma de posesión de los delegados territoriales de la Junta, agregó que a pesar de que es «bueno» contar con esta evaluación, actualmente no existe dicha posibilidad al no haber un Gobierno en plenas funciones a nivel estatal, según informa Ical.
«Es imposible saber si es mejor tener presupuestos o no, lo que es cierto es que algunas comunidades autónomas atraviesan mayores dificultades económicas debido a que no se cumplen las previsiones que el Estado con las mismas», dijo el consejero de la Presidencia durante su intervención enSoria.
 Ibáñez reconoció que Castilla y León también afronta dificultades económicas debido a que el Estado adeuda a los castellanos y leoneses 440 millones de euros para el desarrollo de los servicios públicos, pero recalcó que existen otras comunidades autónomas que se encuentran en peor situación por plantear sus presupuestos del año pasado basándose en previsiones incorrectas.