Bibliotecas entregadas a sus fieles usuarios

Ana I. Pérez Marina
-

La Biblioteca de Soria refuerza recursos y actividades culturales para compensar lo que aún no se permite por la emergencia sanitaria

Bibliotecas entregadas a sus fieles usuarios - Foto: Eugenio Gutierrez Martinez

Desde el año 1997 cada 24 de octubre se celebra el Día Internacional de las Bibliotecas. Este año corresponde ensalzar el esfuerzo realizado para adaptarse a las circunstancias de la pandemia para no dejar de prestar servicio, incluso cuando estuvimos confinados a través de distintos recursos y plataformas online, con la intención de que la lectura, también el cine y la música, nos ayudara a pasar los momentos más amargos.
Para esta celebración del 24 de octubre, la Biblioteca Pública de Soria no ha querido quedarse al margen del centenario del nacimiento de Miguel Delibes y ha diseñado una exposición sobre la figura del escritor, titulada Miguel Delibes 1920-2020: Me es ingrato analizarme’.
Una actividad que se suma a las que se han puesto en marcha desde que, el 1 de junio, la Biblioteca de Soria, ha abierto, poco a poco, sus servicios. Actualmente, dispone de préstamos a demanda previa petición de los libros y audiovisuales de la sala de adultos e infantil; atención a solicitudes de préstamo presencial en la planta baja del edificio; de 38 puestos habilitados para la lectura y el estudio; permite el uso de ordenadores con cita previa, con un aforo máximo es de seis personas; y se atienden las consultas de los investigadores proporcionando información bibliográfica, consulta de documentos originales o copias de los mismos.
Continúa sin estar disponible el acceso a las estanterías, pero está previsto, tal y como avanza la directora de la Biblioteca soriana, Teresa de la Fuente, que esta posibilidad «se amplíe en próximas fechas». Sin embargo, por precaución, todavía no va a ser posible recuperar la lectura de periódicos en sala así como el acceso libre de los niños al edificio. Cabe puntualiza que, al estar ‘clausuradas’ las estanterías, se ha optado por la adquisición de varios ejemplares de los títulos más demandados para llegar al mayor número de lectores.
actividades. En agosto, la Biblioteca soriana reinició sus actividades culturales con motivo de la feria Expoesía con actuaciones infantiles en el parque de la Dehesa, encuentros literarios con escritores como Mar Sancho y espectáculos musicales como el que ofreció el grupo La Bazanca.
Así las cosas, uno de los programas destacados de la Consejería de Cultura de la Junta es Biblioescena, que promueve el teatro en pequeño formato relacionado con la literatura. Desde septiembre y hasta finales de noviembre todos los jueves, en la primera planta, se representan obras de teatro de compañías  vinculadas a Artesa (Asociación de Artes Escénicas de Castilla y León). Hasta el momento se han realizado siete espectáculos con 221 participantes. La próxima cita será el 29 de octubre con El mudejarillo San Juan de la Cruz, a cargo de Slatatium Teatro, a las 19.00 horas (inscripciones a partir del 22 de octubre en el teléfono 975 22 18 00  por la mañana).
También se han programado talleres de escritura (00siete: espías y escritura), de lettering para adultos y niños y actividades dirigidas a colectivos con necesidades especiales relacionados con la iniciación a la informática o cuentacuentos enmarcados en el programa Cultura Diversa [en la fotografía].
Las actividades para niños continuarán hasta final de año con espectáculos de payasos, títeres y talleres de manualidades, así como las dirigidas a escolares. En este caso, ante la imposibilidad de las salidas de los colegios, la propuesta es virtual, con una serie de vídeos y retos que se mandarán a los centros: Yo te cuento, tú juegas (primero y segundo de Primaria); Juegos con refranes (tercero y cuarto) y Retos literarios (quinto y sexto).
Los más pequeños pueden acceder a los Virtucuentos, a cargo de Patricia ‘Trastadas’, los fines de semana de octubre, noviembre y diciembre a través del canal Youtube de la Biblioteca y la próxima propuesta para los adolescentes es Leyendas urbanas, el 30 de octubre con el directo en Instagram con motivo de las Ánimas.
Además de los talleres y actividades online para todos los públicos, se organizan exposiciones virtuales como la dedicada a los Incunables (en la web), con textos de Pilar Calvo.
en cifras. El préstamo presencial es posible desde el 1 de junio, bajo petición por teléfono (975 221 800), por correo electrónico o a través de la web, de forma que los usuarios solo tienen que acudir a la Biblioteca a recoger. En estos cinco meses, se han entregado 4.015 pedidos a demanda, con 19.039 materiales prestados (7.095 libros de adultos, 7.409 infantiles, 2.886 audiovisuales) frente a los 49.124 préstamos en el mismo periodo del año anterior, lo que supone un 60% menos.
Por otra parte, tanto durante los meses del estado de alarma como después, ha crecido el préstamo de recursos electrónicos a través de eBiblio. En concreto, en Soria se ha cuadruplicado el número de usuarios entre marzo y octubre respecto 2019, de 87 nuevas altas a 336, y se han recibido 24.888 visitas frente a las 4.079 del mismo periodo del año anterior.
Asimismo, se puso en marcha el servicio de visualización de cine en ‘streaming’, CineCyl, y se reforzaron las recomendaciones de lectura y cinematográficas a través del blog bajo el lema Los Bibliotecarios recomiendan. Y es que la presencia en las redes sociales ha aumentado las publicaciones mensuales, de 80 a 112 en Facebook, y también en seguidores hasta los 2.694 en Facebook, 1.581 en Twitter, 1.190 en Instagram y 3.984 en Pinterest, con una media de 73.168 personas alcanzadas.
Por último, los clubes de lectura retomarán su andadura en el mes de enero con un máximo de diez participantes por grupo y reuniones quincenales. A las citas presenciales, se les unirá un club virtual para aquellas personas que prefieran realizar el debate desde sus casas.
bibliobuses. El 2 de junio el Bibliobús A de la Diputación de Soria, que presta servicio a 67 municipios, retomó su actividad cumpliendo todas las medidas de seguridad previstas que incluyen que la recogida de los documentos se realiza sin subir al vehículo y que los libros una vez devueltos pasan una cuarentena de 72  horas (al principio fueron 14 días). Unos días después, el día 8, lo hizo la biblioteca rodante inspirada en Gustavo Adolfo Bécquer, Antonio Machado y Gerardo Diego, una nueva adquisición en la que la institución invirtió 250.000 euros y que atiende a los usuarios de 64 pueblos sorianos.
La directora del Centro Coordinador de Bibliotecas de la Diputación, Milagros Tarancón, pone el acento en el «esfuerzo» realizado para adaptar esta modalidad de biblioteca sobre ruedas, servicio que este 2020 ha cumplido 32 años, y en la respuesta satisfactoria obtenida por parte de los usuarios del medio rural. «No se ha notado tanto el descenso de préstamos», puntualiza. De hecho, entre junio y septiembre de este año se han registrado 10.188 préstamos de libros y 1.092 de audiovisuales, mientras que  en los mismos meses de 2019 fueron 13.794 y 3.221, respectivamente. En la página web (www.dipsoria.es/bibliobus) se informa sobre las actuales condiciones de este servicio. «Es lo mismo, pero sin poder acceder al vehículo, y es completamente seguro. Me comentan que quizás se  echa en falta a algunos usuarios habituales y, sin embargo, otros permanecen ahora más tiempo en los pueblos», matiza.



Las más vistas