El Seprona decomisa y destruye más de 2.500 kilos de setas

V.M.G.S.
-

Los agentes intensifican las labores de control de los recolectores ilegales y los puntos de venta, aunque reconocen que en muchas ocasiones se sienten desbordados

Durante la actual campaña micológica, los agentes del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona), han decomisado y destruído más de 2.500 kilos de setas. Lo han hecho en las zonas de Tierras Altas y El Valle, donde más proliferan los recolectores irregulares, la mayor parte procedentes de los países del este. La entrada en vigor del decreto micológico ha permitido inmovilizar cuatro furgonetas en los últimos quince días. El Seprona reconoce que en muchas ocasiones están desbordados y que es difícil controlar la recolección y, sobre todo, los puntos de venta, que es más importante. Detrás de estas cuadrillas están comercializadores que tienen la verdadera responsabilidad del problema. Una vez que decomisan el producto proceden a su destrucción, generalmente en la zona donde ha sido incautado. Hoy han sido más de 300 kilos. A la recolección irregular se suman otros factores negativos como la basura que dejan o los fuegos, pues muchas de estas personas pasan la noche en el monte. En cuanto a la seguridad, pese a lo que pudiera pensarse, aseguran que no han causados problemas. De hecho, los pocos que han surgido estos días los han tenido con nacionales.

El Seprona decomisa y destruye más de 2.500 kilos de setas
El Seprona decomisa y destruye más de 2.500 kilos de setas