scorecardresearch

El 3% de los españoles sufrirá epilepsia en algún momento

EFE
-

Se diagnostican unos 20.000 nuevos casos cada año en España. La enfermedad puede remitir de forma espontánea y más del 70% de los afectados logran controlarla con fármacos

El 3% de los españoles sufrirá epilepsia en algún momento - Foto: ANGELINI PHARMA

Más de 400.000 personas padecen en España epilepsia, una enfermedad que puede aparecer a cualquier edad pero más en la infancia y en los mayores de 65 años y que, según los cálculos de la Sociedad Española de Neurología (SEN), sufrirá el 3 % de la población en algún momento de su vida.

Con motivo del Día Nacional de la Epilepsia que se celebra este martes, la SEN ha recordado que la prevalencia de esta enfermedad, la tercera más habitual en personas de mayores y el trastorno neurológico más frecuente en niños, va en aumento como consecuencia del envejecimiento de la población.

Actualmente, se diagnostican unos 20.000 nuevos casos cada año en España, pero irán al alza: según los datos demográficos a nivel nacional, se espera que el 70 % de la población sea mayor de 65 años en los próximos 30 años, ha señalado Juan José Poza, coordinador del Grupo de Estudio de Epilepsia de la SEN.

Pero en el desarrollo de la epilepsia no solo influye la edad, también otros factores genéticos y metabólicos, además de otros aún desconocidos; los estudios poblacionales estiman que entre un 8 y un 10 % de la población padecerá una crisis epiléptica a lo largo de su vida y que el 3 % desarrollará la enfermedad.

La epilepsia puede remitir de forma espontánea -hasta en un 4 % de los pacientes adultos al año y aún más de probabilidad en niños- y más de un 70 % consiguen controlar su enfermedad gracias a los tratamientos farmacológicos existentes, pero la epilepsia refractaria al tratamiento médico afecta a entre un tercio y una cuarta parte de los enfermos.

Así, en España hay unas 400.000 personas con epilepsia, de los que 100.000 pacientes tienen epilepsia farmacorresistente, que ven aumentado el riesgo de muerte prematura, traumatismos, alteraciones psicosociales y una mayor comorbilidad o morbilidad asociada.

Para ellos existe la posibilidad de otros procedimientos terapéuticos como cirugía, neuroestimulación, dieta cetogénica o la combinación de ellos, pero la SEN apela a seguir investigando porque "sigue siendo la segunda patología neurológica en años de vida potencialmente perdidos o vividos con discapacidad".

Esta alteración cerebral supone para quienes la padecen una tasa de mortalidad es 2-3 veces mayor que la de la población general, como ha demostrado la pandemia: las personas con epilepsia fueron hospitalizadas, ingresadas en UCI y fallecieron por covid casi el doble en proporción con la población general.

Además, en la mitad de los pacientes adultos va asociada a trastornos psiquiátricos, neurológicos y/o intelectuales y un 30-40 % de los niños con epilepsia ven afectada su capacidad intelectual.