PP y Cs reciben el apoyo del PSOE al 80% de sus propuestas

Santiago González
-

Los partidos que forman el Gobierno autonómico consideran que este respaldo puede ser la base de un futuro pacto para los Presupuestos de la Comunidad e instan al PSOE a iniciar la negociación

PP y Cs reciben el apoyo del PSOE al 80% de sus propuestas - Foto: mir_ical

El pleno de las Cortes aprobó ayer 74 propuestas de resolución en el cierre del debate de política general, de las que 60 fueron presentadas de forma conjunta por Partido Popular y Ciudadanos. El 80 por ciento de las iniciativas que llevaron al Parlamento los dos partidos que forman el Gobierno autonómico fueron apoyadas por los socialistas, que representan el principal grupo de la oposición y el más numeroso de la Cámara, y en el resto se abstuvieron, por lo que no rechazaron ninguna propuesta de populares y naranjas.
Esta ‘oposición constructiva’ de los socialistas no pasó desapercibida en las Cortes y Salvador Cruz, que intervino en nombre del Partido Popular, consideró que este respaldo a una gran mayoría de sus propuestas sienta las bases para explorar un pacto sobre los Presupuestos Generales de la Comunidad para 2021, tal como planteó e presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, durante su intervención la jornada anterior en el inicio del conocido como debate sobre el estado de la Comunidad.
Cruz señaló que la mayoría de las 60 propuestas que presentaron los dos grupos parlamentarios que sustentan al Gobierno autonómico se van a contemplar en los próximas cuentas que elabore la Junta, por lo que consideró son el punto de partida para buscar un acuerdo presupuestario, cuyo primer paso lo llevará a cabo el consejero de Economía y Hacienda, Carlos Fernández Carriedo, cuando envíe la próxima semana una carta a los grupos políticos para invitarles a iniciar una negociación.
PP y Cs reciben el apoyo del PSOE al 80% de sus propuestasPP y Cs reciben el apoyo del PSOE al 80% de sus propuestasNo obstante, el procurador samantino aprovechó para insistir ante la oposición, tanto socialistas como miemros del Grupo Mixto, para que recojan el guante lanzado el martes por Fernández Mañueco para aprobar las cuentas del próximo año con el mayor consenso posible tras haber sido capaces de reunir a casi todo el arco parlamentario en el pacto para la recuperación económica y social de la Comunidad, firmado hace escasas semanas con las únicas ausencias de Vox y UPL.
Los presupuestos para 2021 renovarían las actuales cuentas autonómicas, aprobadas durante la pasada legislatura mediante un acuerdo entre Partido Popular y Ciudadanos en el año 2018 y que aún hoy continúan en vigor tras dos prórrogas. La intención del Ejecutivo es presentar un nuevo presupuesto el próximo otoño para que entre en funcionamiento el 1 de enero de 2021.
74 resoluciones

Este primer debate de política general de la legislatura se cerró con la aprobación de las 74 propuestas citadas, 60 de PP-Cs, cuatro del PSOE y diez del Mixto, entre las que destacan un buen número destinadas a reforzar la sanidad e impulsar la economía. No obstante, sólo tres de las resoluciones recibieron el apoyo de la unanimidad de los procuradores, dos presentadas por UPL y una de Por Ávila.
Todos los grupos registraron las 30 iniciativas que como máximo permite el reglamento de la Cámara, por lo que el 61 por ciento de las 120 debatidas vieron la luz verde. Sólo PP y Cs pudieron aprobar todas sus propuestas y además 47 de ellas recibieron un respaldo tan amplio que apenas contaron con alguna abstención o rechazo de uno o varios miembros de los procuradores que forman el Grupo Mixto.
Sin rumbo

En el turno de presentación de las propuestas, la socialista Virginia Barcones utilizó un símil náutico para exponer sus 30 propuestas donde confrontó el «discurso manido, antiguo, sin rumbo ni carta de navegación, en un barco fantasma» de la Junta con el proyecto inclusivo, de cohesión, en el que «nadie se queda atrás» del PSOE para Castilla y León.
Reforma del Estatuto para garantizar la igualdad real y efectiva; cumplir con «la palabra dada» como con las 35 horas, gratificaciones a los sanitarios o ERTE; cambiar el rumbo en las políticas de despoblación; mejorar la sanidad o abrir lo comedores escolares en verano fueron algunas de las propuestas. «¡Qué habrían traído de no firmarse el pacto!», afeó.
Barcones, que insistió en que «el cambio llegará en Castilla y León», apeló a la regeneración y la ética pública y enfatizó al preguntar a PP y Cs a «qué esperan» para presentar el plan de supresión de «chiringuitos», a la vez que pidió «luz y taquígrafos» en las comisiones de investigación y acusó a la formación naranja de querer «levantar alfombras a tapar» la presunta corrupción del PP, según informa Ical.
Laura Domínguez (Podemos) defendió que hay dos modelos para salir de la crisis, el de PP y Cs que «deja a la gente atrás» y el de Podemos, que blinda los servicios públicos, y cuestionó que los populares digan que quieren salir de la crisis mejor que España.
El procurador de UPL, Luis Mariano Santos, reclamó que ningún municipio minero se quede fuera del reparto de los fondos de la transición justa y la culminación de planes territoriales en Béjar, Benavente y Villagandos del Páramo.
Proteger la sanidad, la vida, impulsar la natalidad y reducir gasto administrativo fueron las propuestas defendidas por el procurador de Vox, Jesús García-Conde, mientras que Pedro José Pascual (XAV) solicitó mejorar las infraestructuras de Ávila, como su conexión con la red de cercanías de Madrid, y potenciar la sanidad.