scorecardresearch

Alertan de que la erosión mermará la producción de alimentos

SPC
-

La FAO denuncia que la reducción en el rendimiento hará subir el precio de la comida. La mitad del suelo cultivable español está en riesgo

Alertan de que la erosión mermará la producción de alimentos

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) alerta de que la erosión del suelo provocará en 2050 una reducción del 10% del potencial de la producción agrícola total anual, que supondrá una subida del precio de los alimentos. Además, estima que anualmente se produce una pérdida de suelo por erosión en tierras arables de entre 20.000 y 30.000 millones de toneladas por efecto del agua, de 5.000 millones por culpa del laboreo y de 2.000 millones por la acción del viento en tierra arable.

Según informa la Asociación Española Agricultura de Conservación. Suelos Vivos (AEACSV) con motivo del Día Mundial del Suelo celebrado el 5 de diciembre, la erosión afecta también a la Biodiversidad ya que en tan solo 8 centímetros de suelo hay 13 cuatrillones de organismos vivos. Otra consecuencia de la pérdida de suelo es la liberación de dióxido de carbono que causa la erosión, pues 1,4 billones de toneladas de carbono orgánico están almacenadas en el primer metro de suelo y alrededor de 2,5 billones de toneladas a dos metros de profundidad. La pérdida de almacenamiento del carbono orgánico del suelo desde 1850 se estima que es de alrededor de 66.000 millones de toneladas debido a su cambio de uso.

De acuerdo a los datos del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico relativos a 2017, la pérdida de suelo en España debido a la erosión es, en promedio, de 14,2 toneladas por hectárea y año. Este proceso de erosión se produce principalmente en suelo agrícola, en el que más de un 50% del terreno «está clasificado con un riesgo medio-alto de erosión». Por ello, la AEACSV ve necesaria una apuesta «clara» por técnicas conservacionistas que cuidan el suelo y aprovechan la oportunidad única que ofrece la nueva Política Agraria Común (PAC) para apoyar a aquellos agricultores que opten por aplicarlas en forma de ecoesquemas.