Un mercado a la espera de llenarse

EDS
-

En breve saldrán a licitación las dos fruterías y los comerciantes piden que ofrezcan los dos puestos de menor tamaño en uno solo y que se acelere la puesta en funcionamiento de la primera planta, con una cafetería y puestos vinculados al cine, c

Un mercado a la espera de llenarse - Foto: Eugenio Gutierrez Martinez

GALERÍA

Un mercado a la espera de llenarse

Gl Mercado Municipal no ha parado su actividad desde el 14 de marzo para poder ofrecer el producto fresco y de calidad a los clientes en los meses más duros de la pandemia, tanto en los propios puestos como a domicilio en los meses más duros de la pandemia. El presidente de la Asociación de Comerciantes del Mercado Municipal, Jorge López, recuerda que «ha estado abierto siempre, lo único que se redujo fue el horario, ya que durante el confinamiento tan solo se abrió por la mañana, de 9 a 14.30 horas de lunes a sábado». En este tiempo han cerrado únicamente dos puestos, al tratarse de trabajadores de alto riesgo que «tenían que apartarse» debido a la gravedad de la situación. Los demás han estado al pie del cañón. López reconoce que «se ha vendido de otra manera, en vez de una venta continua era una venta más por encargo y se hizo mucho servicio a domicilio». Por ello, «había menos clientela pero las candidades eran más grandes».
La primera semana de confinamiento, tras decretarse el Estado de Alarma el 14 de marzo, «fue un poco rara, pero luego se vendía igual e incluso más, porque la gente compraba para toda la semana». Así, los comerciantes han podido trabajar en este espacio «muy a gusto», atendiendo las necesidades de los sorianos, pero «con otra manera de trabajar». En cuanto se pasó de fase de desconfinamiento comenzaron a tomar las medidas de seguridad necesarias: mascarillas, guantes, distancias, desinfección... «Y ahora seguimos con ellas, todo el mundo trabajando con su mascarilla, sus guantes,  las distancias de seguridad marcadas en el suelo para que la gente esté a metro y medio... Intentamos acoplarnos lo máximo posible para que sea un sitio seguro y ofrezca confianza», subraya Jorge López, quien además regenta una de las dos pescaderías del mercado.
por cubrir. Sobre la situación del mercado, en breve saldrán a licitación las dos fruterías (puesto nº1 que cesa por jubilación el propietario y puesto nº13), algo que estaba previsto para marzo o abril. Jorge López cree que «las dos fruterías son lo que hace falta ahora mismo, porque un mercado sin frutería no es un mercado», por lo que urge la adjudicación. Sobre los dos puestos que hay libres, el nº3 y el nº4, los de menor tamaño del mercado, «estamos pendientes de que los unan para que se ofrezca más espacio y pueda haber más interesados en llevarlo porque  prácticamente un puesto pequeño no lo quiere nadie». 
«En la planta baja estamos servidos con todos los puestos», hay dos pescaderías, dos carnicerías, dos de embutidos, una pollería (podría haber otra para que hubiera «dos de cada»), una panadería... El último puesto en abrir, este invierno, fue ‘A granel’, «que está trabajando muy bien» y que regenta una emprededora soriana. 
menús escolares sanos. También se encuentra en el mercado el puesto de Lonja, que vende eventualmente. «En este confinamiento se ha usado para el servicio de menús de comedores escolares a través del Ayuntamiento. Ha sido un trabajo extra que nos ha venido muy bien. El producto se ha ofrecido desde los puestos del mercado todas las semanas para los usuarios de comedores escolares. Como no funcionaban, las familias con niños que utilizaban este servicio iban a recoger la compra para toda la semana», especifica. Así, los comerciantes preparaban en la Lonja una bolsa con alimentos frescos del mercado para toda la semana para los menores, que incluía, por ejemplo, dos raciones de pescado, dos raciones de pollo, dos raciones de lomo, mucha verdura y muchas legumbres, huevos y pan. «Lo básico para que un escolar coma durante toda la semana, producto fresco de máxima calidad como el que se ofrece en el mercado», detalla el presidente.
 Pero una de las «grandes demandas» de los comerciantes es que comience a funcionar la planta de arriba, tanto con una cafetería o bar-restaurante, ya que hasta hace poco incluso no había un establecimiento hostelero cerca del mercado; como con puestos más variados que podrían ir en consonancia y conectar con los cines, por ejemplo, de golosinas, snacks y palomitas o incluso una vinoteca. 
El restaurante «vendría muy bien para darle más vida al mercado» y se podrían degustar productos que se ofrecen en las propias instalaciones. «Queremos que sea más un mercado que un centro comercial, porque es lo que se presentó en un principio y no ha llegado a serlo», reitera. El presidente destaca la satisfacción de los comerciantes en este nuevo mercado:«Cada día estamos trabajando más». «Cuando empezamos trabajamos bien, después hubo una ‘bajadita’ de unos tres meses y ahora vamos recuperando y se  va vendiendo cada día más y hay un incremento de ventas notable», apunta.
Sobre el perfil de los clientes del Mercado Municipal, «es gente que busca un producto de calidad con un trato amable y un servicio impecable a un precio razonable y bueno». «Cada vez estamos viendo más gente joven, porque cuesta que la gente joven salga de centros comerciales y grandes superficies donde lo compran todo. Están empezando a buscar el producto fresco y bien servido en el momento, no en una bandeja con fecha de caducidad», insiste el representante de los comerciantes sobre el servicio que ofrecen.
promoción. También hace referencia a las actividades que se realizan a lo largo del año, organizadas por el Ayuntamiento y también con la propia asociación, y que ahora se han visto paralizadas por la pandemia, aunque se programarán en cuanto se pueda. No se ha programado ninguna dsede Navidad (hubo mago, degustación de productos Malvasía...) y el verano siempre es una época «más difícil». Los comerciantes agradecen la colaboración del Ayuntamiento «en todo lo que pueden» y destacan las jornadas con Estrellas Michelín y productos del Mercado Municipal. «Estrella con Mercado era en otoño pero este año no sabemos si se organizarán por el covid, pero apostamos por su continuidad porque ha sido una iniciativa muy buena que un cocinero de prestigio use productos que se pueden encontrar en el mercado», dice.
Desde el Ayuntamiento confirman los puestos que hay vacantes, que se saca en breve a licitación una de las fruterías y que se retomará la puesta en funcionamiento de la primera planta para dinamizar las instalaciones, que ha estado parado por la pandemia, según asegura el teniente de alcalde, Javier Muñoz.
En la planta baja, de 700 metros cuadrados, hay 17 puestos, de los que funcionan 13. Sobre su explotación, todos tienen el mismo régimen, una adjudicación tras una licitación. Lo único que se modifica es la duración, aunque todas menos una son de larga duración, hasta marzo de 2037 con posibilidad de prórroga. Sobre la primera planta, se trabaja en elaborar un nuevo pliego que sea más atractivo para los interesados distribuyendo el espacio.