Brote de paperas en Soria, la mayoría en el Campus

Ana I. Pérez Marina
-

Hay 30 afectados por parotiditis entre 18 y 23 años, están cursando la enfermedad de forma leve y están vacunados correctamente

El Parque Científico de la UVa amplía su oferta a Soria - Foto: Eugenio Gutierrez Martinez. Eugenio Gutiérrez

Soria registra un brote de paperas que afecta a una treintena de personas, la mayoría de entre 18 y 23 años y buena parte son alumnos del Campus Duques de Soria, tal y como informa la jefa del Servicio Territorial de Sanidad de la Junta, Elena del Vado. «Hacía tiempo que no se producía un brote en Soria, pero de vez en cuando se da, como ocurre en Castilla y León y en otras comunidades autónomas», aclara.
El año pasado se registraron en la provincia 43 casos y dos brotes comunitarios, mientras que en lo que va de este año, con los pacientes que se han confirmado desde mediados de noviembre, la cifra se aproxima a los 40. La parotiditis (paperas) no es una enfermedad erradicada, tampoco frecuente, aunque en los últimos años se ha producido un repunte en España del que la provincia no se libra. 
En Soria, en el ejercicio de 2017 se contabilizaron siete casos declarados; seis en 2016; siete en 2015; y cuatro en 2014. Así las cosas, se evidencia que en los dos últimos años se ha experimentado un crecimiento notable de esta patología.
Por lo tanto, las tasas de casos de paperas por cada 100.000 habitantes han ido sumando puntos. En 2014 estaba en 4,27 casos en Soria; en 7,56 en 2015; en 6,48 en 2016; 7,87 en 2017; y se disparó hasta los 48,31 casos por cada 100.000 habitantes en 2019. Previsiblemente, la tasa será similar al finalizar este 2019.
«Al Servicio Territorial de Sanidad nos llegan los casos que están declarados por los médicos, que son analizados uno a uno para ver si están o no vacunados. En la treintena que llevamos, casi todos tienen las dos dosis correctamente», puntualiza Del Vado.
En este sentido, la responsable de Sanidad alude al cartel que ha circulado en las últimas semanas a través de las redes sociales, que corresponde a la Comunidad de Madrid, y nada tiene que ver con Soria y tampoco con Castilla y León.
El aviso de la sanidad madrileña se refiere a una vacuna que «fue poco efectiva» pero que en Soria únicamente se utilizó durante unos meses: entre mayo y diciembre de 1996 y de enero a abril de 1999. «Y además a la mayoría de esos niños se les recaptó por lo que se les puso una tercera dosis y están bien vacunados. La vacuna no garantiza al 100% que no se vaya a adquirir la enfermedad, pero se pasa más leve», resume Elena del Vado. 
Aún así, la difusión de este mensaje ha provocado en los últimos días un «aluvión» de llamadas a las consultas de Atención Primaria y en el propio Servicio Territorial de Sanidad. «Incluso ha habido gente que pedía cita para vacunarse», advierte la responsable sanitaria.
leve. De hecho, los 30 casos que se han registrado desde la semana del 18 de noviembre «están cursando la enfermedad de forma leve» ya que se trata de afectados que están vacunados de forma adecuada. 
La sintomatología general es la inflamación de las glándulas salivares (parótida), fiebre y malestar general, por lo que el tratamiento frente al virus es exclusivamente sintomático para aliviar estos efectos.
Para evitar el contagio, «la recomendación es estar cuatro días en casa, sin acudir al centro de trabajo o a clase», ya que es en este periodo donde existe más riesgo de transmisión. El virus se contagia por vía respiratoria a través de las gotículas de saliva que se producen al hablar o por contacto directo con la persona afectada. Hay infectados que no presentan síntomas, pero pueden inocular el virus.