Hora de despegar

Agencias
-

Odegaard y Odriozola ya empiezan a ejercitarse en el césped mientras a Hazard se le ve cada vez más seguro

Hora de despegar

Después de un más que merecido día de descanso, el Real Madrid volvió a ejercitarse ayer. Estaba de ‘resaca’ por el heroico empate (2-2) en Alemania frente al Borussia Mönchengladbach, y lo hizo con las ausencias sobre el césped de Thibaut Courtois, Nacho y Carvajal, pero con la vuelta, aunque trabajando en solitario, de Martin Odegaard y Álvaro Odriozola.
El guardameta fue titular en el reciente partido de la Liga de Campeones y completó todo el encuentro sin mayores problemas. El club no ha emitido comunicado sobre si sufre alguna dolencia, por lo que su presencia para mañana en el partido frente al Huesca en el Alfredo di Stéfano no está, de momento, en duda, aunque quizás sería una buena oportunidad para el guardameta suplente, Lunin, que había sonado con mucha fuerza para debutar ante el Cádiz. 
A pesar de su ausencia, poco a poco, Zinedine Zidane va recuperando efectivos de cara a los partidos cada tres días que afronta el conjunto madridista. El hispano-dominicano Mariano Díaz completó el entrenamiento con el grupo y Odegaard y Odriozola avanzaron en sus respectivos procesos de recuperación. Así, la enfermería se va vaciando. 
lucas vázquez espera. Se espera con gran ansiedad el regreso del defensa vasco, ya que el técnico galo ha tenido que optar por Lucas Vázquez (gran partido en Barcelona cuando era criticado una y otra vez por parte de algunos aficionados) como lateral derecho ante su ausencia, la de Carvajal y la lesión muscular de Nacho en el Nou Camp. Estos dos aún trabajan en el gimnasio.
Tras comenzar con ejercicios de calentamiento y prevención, según informó el Madrid en un comunicado, para entrar en calor, los futbolistas llevaron a cabo ejercicios con balón y trabajo táctico, acabando la jornada matinal con varios partidos en campos de reducidas dimensiones.
El equipo blanco quiere hacer buena su triunfo en el ‘clásico’ (1-3) del pasado sábado y obtener una victoria contra el Huesca que les haría ocupar el liderato de LaLiga Santander a expensas de lo que haga la Real Sociedad, primera con un punto y un partido más, en casa del Celta de Vigo el domingo. 
Muchos ojos estarán puestos en Eden Hazard, que quiere demostrar ante la parroquia blanca que va a dar muchas tardes y noches de gloria al club, y que las lesiones van a ser cosa del pasado.
De momento, dejó destellos de calidad el pasado martes ante el ‘Gladbach’ y se le notó que iba ganando en seguridad conforme iban pasando los minutos.
El belga es mirado con lupa porque no hace mucho fue el mejor jugador de la Premier League con el Chelsea, y ese es el nivel que se le exige en el Real Madrid.