scorecardresearch
Fernando Lussón

COLABORACIÓN

Fernando Lussón

Periodista


Ganar los relatos

01/11/2022

A tenor de cómo han contado los medios de comunicación los días y horas previos a la ruptura de las negociaciones para pactar la renovación del Consejo General del Poder Judicial, de cómo transcurrió la conversación entre el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, y el líder de la oposición, Alberto Núñez Feijóo, la secuencia del desencuentro está diseñada. Otra cosa es la interpretación que cada parte quiere dar las palabras que se dijeron entre ambos, de cómo transcurrieron las conversaciones entre Bolaños y Pons, porque de lo que se trata es de ver, cómo se dice ahora, quien gana 'el relato', de tal forma que se visualice por la opinión pública quien ha ganado y de quien es la responsabilidad de que se mantenga el bloqueo del CGPJ, y cómo queda la figura de ambos dentro de sus propios partidos,

A falta de conocer los nombres de los vocales que cada parte habría propuesto, se sabe que el Gobierno había tendido un puente de plata por el que el PP pudiera transitar y aparecer como el artífice de cesiones del Ejecutivo con los condicionantes en los nombramientos, las limitaciones de las puertas giratorias, la propuesta sobre el cambio de modelo de elección de los vocales en el futuro y las salvaguardas para que no entrarán en el CGPJ vocales próximos a ERC. El asunto de la rebaja de las penas del delito de sedición, se sabía que estaba ahí, sin ser una línea roja que impedía el pacto. Las declaraciones de Cuca Gamarra del pasado martes, en ese sentido son reveladoras de qué a partir de ahí, se produce el terremoto en el seno del PP.

Es entonces cuando la conjunción de "la derecha política, judicial y mediática" comienza a operar para frenar el acuerdo con argumentos ya sabidos como el trilerismo de Sánchez, su capacidad para embaucar e incumplir sus promesas e incluso su deslegitimación democrática, que no esconden sino el incumplimiento sistemático de un deber constitucional y la pérdida del control sobre las mayorías conservadoras en el CGPJ y el Tribunal Constitucional. Por parte del Gobierno tratan de que el relato que prevalezca sea el de que los sectores más radicales de su partido han ganado el pulso a Feijóo, y que se ha dejado por el camino la vitola de hombre moderado para convertirse en un nuevo Pablo Casado, al que han imposibilitado llegar a un pacto de Estado.

Porque ese es el segundo 'relato' en el que trabaja el PP, presentar a Feijóo como un líder autónomo y dialogante que decidió por él mismo la ruptura de las negociaciones sobre el CGPJ y evitar la imagen de supeditación a lo que otros deciden. Ocurre que los otros se arrogan la presión para el cambio de criterio y consideran que ya le tienen maniatado.  Tal y como han ocurrido los hechos, Sánchez ha logrado situar a todo el PSOE a su lado, mientras que el PP tiene que mostrarse muy convincente para ganar los dos 'relatos'.