Tierra de Sabor potenciará su alianza con el turismo

SPC
-

El consejero de Agricultura presenta una hoja de ruta con diez medidas para desarrollar durante este mandato y espera contar con el presupuesto necesario

El consejero de Agricultura, Jesús Julio Carnero, a su llegada a la presentación del informe sobre Tierra de Sabor - Foto: Ical

La marca Tierra de Sabor impulsará su unión con la gastronomía y el turismo, a través de un marco «permanente» y estable con la Escuela Internacional de Cocina de Valladolid, pero también trabajará para incorporar el compromiso social con la discapacidad de este sello de la mano de Aspaym y por la promoción, tanto de los productos de las grandes industrias como por los pequeños artesanos.
El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, presentó ayer el informe sobre imagen y posicionamiento de Tierra de Sabor, que sirve de base para diez ejes de medidas para desarrollar en este mandato y para las que espera contar con fondos del Presupuesto General de la Comunidad. «Por pedir que no quede», dijo al tiempo que remarcó que el sector agroalimentario es uno de los prioritarios en el plan de recuperación que se nutrirá de fondos europeos.
En ese sentido, Carnero destacó en declaraciones recogidas por Ical al sector agroalimentario como el «buque insignia» de Castilla y León y destacó que la marca Tierra de Sabor, que nació en 2009, agrupa a unas 1.000 empresas y 6.000 productos, que en conjunto suponen una facturación de 2.000 millones. Además, en torno al 80 por ciento utiliza cauce internacionalización, por lo que se mantiene el compromiso de acudir a las ferias y eventos que permita la evolución de la pandemia de la covid-19.
«No nos podemos conformar», afirmó el consejero a pesar del «positivo» balance obtenido en el estudio sobre este sello, que aseguró es un «sinónimo de desarrollo rural y de connivencia con el mundo rural», puesto que recordó que el 85 por ciento de las industrias están radicadas en este ámbito. Por ello, avanzó una hoja de ruta con diez grandes ejes para impulsarlos durante este mandato, de acuerdo al pacto de gobierno suscrito por PP y Ciudadanos.
Precisamente, el consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural señaló que el estudio ‘Imagen y posicionamiento del sello de calidad Tierra de Sabor desde la perspectiva del consumidor y las empresas asociadas’, elaborado por Nielsen, permite determinar «dónde estamos y a donde debemos de ir».
Principales ejes

La primera de las apuestas de la Junta se basa en el crecimiento de la notoriedad de la marca, con el objetivo de profundizar en el grado de conocimiento, para «seguir siendo líderes», también para abrir el «espectro». Además, se pretende mejorar la diversidad de productos que los consumidores identifican con la marca, más allá de los «clásicos».
También se busca sumar nuevos valores a la marca, para que además de la calidad, la procedencia del territorio, el uso de alimentos saludables, la conexión con la historia, el desarrollo rural, la innovación, se añada la dimensión social a través de un proyecto con Aspaym, que persigue generar empleo en el mundo de la discapacidad.
Además, el sello tratará de contar con una mayor presencia y más puntos de distribución, a través de canales convencionales, pero también del marketplace abierto durante la primera ola de la pandemia. De la misma forma, se trabajará para mejorar y modernizar las herramientas, controles y condicionantes con los que se admite o rechaza la incorporación de referencias.
La Junta también pretende incrementar la publicidad y promoción en todos los medios posibles, pero con una especial atención a los productores más pequeños y los propios artesanos. Además, se pondrá en marcha una lanzadera para explorar nuevos mercados y se potenciará la relación de la marca y las empresas, ya que recalcó Carnero que Tierra de Sabor es de las industrias agroalimentarias, no de la administración.
En cuanto a la asistencia a congresos y ferias, la Junta mantiene su apuesta por acudir a todas las que sea posible. No obstante, pretende habilitar también una «plataforma de congresos internacionales y premios» para tener «perfectamente planificada» la actividad de la marca de calidad.