Suso Seca

Periodista


¡Lo siento Wilson!

Esta será una de las frases más dramáticas de la historia del cine. Para el que no sepa de qué estoy hablando, le diré que se trata de la película ‘Naufrago’, una película que trata sobre un hombre que se pasa cuatro años en una Isla desierta con la única compañía de una pelota de Voleibol a la que llama Wilson. Intenta salir de la isla pero no puede porque la fuerza del Mar le devuelve al islote una y otra vez, hasta que llega a la orilla un plástico que al hacerlo servir como vela les permitirá a él y a su esférico Amigo salir de allí. La historia del Numancia este final de temporada es parecida, ya que, una serie de malos resultados en Majadahonda, en Cádiz, Tarragona y una derrota frente al Dépor en casa nos hizo naufragar. El Equipo empezó a desesperarse porque no sabía cómo salir del arrecife, pero no estaba solo en la isla, siempre estuvo a su lado la Afición, su Wilson. Cuando todo se veía de color negro y nos creíamos que no íbamos a salir nunca de la isla, llegó la vela a la orilla en forma de empate contra el Albacete. Un empate que nos llenó tanto de ilusión que conseguimos construir una embarcación para salir del naufragio del descenso. Y llegó el día de salir de la isla, llegó el momento de probar si la vela nos podría sacar del desastre, así que el Equipo (Tom Hanks) y la afición (Wilson) se juntaron y lograron el triunfo ante el Alcorcón... ¡La isla del descenso se veía alejarse en el horizonte! Ahora nos encontramos a mar abierto, pero no está todo hecho, necesitamos más puntos para que nos rescaten definitivamente. En la película, una tormenta, que podrían ser las derrotas hacen que Tom Hanks y Wilson se separen. Esperemos que nos rescaten pronto para que el equipo no tenga que gritarnos esa dramática frase de... ¡Lo Siento, Wilson! 


Las más vistas

Opinión

De capitales y reinos

La cuestión principal es el desequilibrio territorial de Castilla y León, acrecentado por un centralismo que todo lo acapara y deja a las periferias con las migajas