scorecardresearch

Casado pide que se deje gobernar al PP "con la manos libres"

SPC
-

El 'popular' rechaza "depender de coaliciones o gobiernos que muchas veces acaban en deslealtades como la negociación presupuestaria"

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, visita una quesería en Matadeón de los Oteros y recorre las calles de la localidad. - Foto: Campillo (Ical)

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, pidió hoy que se deje gobernar al Partido Popular en Castilla y León "con las manos limpias", lo que permitiría "aplicar un programa que está muy bien para el mundo rural" y "tener una influencia a nivel nacional y europea de poder cumplir las competencias que no son nacionales" porque "en muy pocos años el partido gobernará en España y apostará por el mundo rural, por ganadería y agricultura, el turismo rural y la fiscalidad diferenciada".

El presidente 'popular' resaltó que Castilla y León "está muy a la cabeza en el índice de satisfacción de servicios públicos, tanto en educación como en satisfacción de sanidad y servicios de dependencia", algo que "no tiene que llevar al conformismo, sino a seguir garantizando esa calidad".

Por esta razón, señaló que la campaña electoral de Alfonso Fernández Mañueco va a estar "muy orientada a la natalidad, la calidad educativa y a los servicios sanitarios" con la novedad de "garantizar por ley todo lo que se ha hecho bien durante todos estos años". De esta manera, los consultorios médicos, las escuelas rurales con pocos niños o el transporte intermunicipal "se blinde aunque sea deficitario" para que "no venga ningún partido a decir que no se puede mantener".

Casado aseguró que durante todos los años de Gobierno del Partido Popular "con Mañueco, Herrera, Posada, Lucas y Aznar, Castilla y León ha ido bien", de forma que, "como se quiere que siga yendo bien y no depender de coaliciones o gobiernos que muchas veces acaban en deslealtades como la negociación presupuestaria", pidió "humildemente" que se le deje gobernar "con las manos libres" para poder tener "una influencia que no dan los partidos pequeños o aquellos que no tienen experiencia ni municipal ni en la tierra".

Por este motivo, el presidente del PP consideró que en la Comunidad "no hay que hacer campaña de visita", sino que "hay que acudir a los pueblos conociendo a la gente y sus necesidades para dar soluciones", motivo por el que "aquí se ha apoyado históricamente al partido".