Fomento abre mañana el tramo de la A-11 Santiuste-El Burgo

EDS
-
Fomento abre mañana el tramo de la A-11 Santiuste-El Burgo - Foto: José Ramón Esteban (Recorriendo Soria)

De 8,5 kilómetros, la inversión total asciende a 38 millones de euros, acortará los tiempos de recorrido respecto a la actual N-122 y mejorará la seguridad vial

Ministerio de Fomento pondrá mañana en servicio el nuevo tramo de la A-11, Autovía del Duero, entre el enlace de Santiuste y la variante de El Burgo de Osma, en la provincia de Soria, con una longitud aproximada de 8,5 kilómetros. El presupuesto de las obras asciende a 35,23 millones de euros, cantidad que, sumada al coste de redacción del proyecto, al importe estimado de las expropiaciones y al contrato de servicios para el control y vigilancia de la actuación, arroja una inversión total de 38 millones de euros, según informó en un comunicado.

Con esta actuación, la A-11 constituirá el eje vertebrador de gran capacidad de la cuenca del Duero, desde el límite oriental de Castilla y León, en Soria, hasta la conexión con Zamora y el Norte de Portugal.

El tramo que entra en funcionamiento, con calzadas separadas y dos carriles por sentido, conecta al este con la N-122 a través de una conexión provisional de 200 metros (al estar en construcción el tramo contiguo Venta Nueva – enlace de Santiuste) y finaliza en la variante del Burgo de Osma (en servicio desde 2004).

El trazado discurre siempre al norte de la actual carretera N-122, que quedará como vía de servicio y sensiblemente paralelo a la misma. Se ha ejecutado un enlace denominado enlace de Santiuste, resuelto con paso inferior de la autovía, al que se conectan la N-122 y la carretera SO-P-4051, de acceso a la localidad. También han sido ejecutados un total de seis estructuras y tres muros, entre los que destacan el viaducto Velasco y el paso inferior del gasoducto afectado.

Asimismo, se resolvió la reposición de la carretera SO-P-4050 de acceso a Valdenarros, así como la continuidad o reposición de once caminos agrícolas. Una vez puesta en servicio la autovía A-11 se acometerán las actuaciones necesarias en la N-122 para finalizar dichos trabajos de reposición, previsiblemente durante el mes de mayo.

Otros tramos

Asimismo, el Ministerio prevé también la apertura antes del verano del tramo La Mallona-Venta Nueva -seis kilómetros y 26,5 millones-. Además, la conservación de un tramo de calzada romana retrasó las previsiones sobre el tramo intermedio entre Venta Nueva y Santiuste, de 17,2 kilómetros y que supondrá un desembolso de 79 millones.

También, entre El Burgo de Osma y San Esteban de Gormaz, de once kilómetros y con un presupuesto de 30 millones, y entre San Esteban de Gormaz y Langa de Duero, de 13 kilómetros y 54 millones, las obras siguen al ritmo previsto después de superar un concurso de acreedores de la empresa adjudicataria y un modificado, respectivamente.

También sigue pendiente la licitación de nuevo del tramo entre la Variante de Aranda, que se puso en servicio en 2015, y Langa de Duero (Soria), después de que la adjudicataria y el Ejecutivo acordaran la rescisión del contrato.

Nueva licitación

Por otra parte, el Ministerio trabaja para tener el pliego de contratación de la futura autovía entre Tudela de Duero y Quintanilla de Arriba (Valladolid), que se licitará en dos contratos, uno para el vial entre Tudela y Olivares -102,5 millones y 20,2 kilómetros- y otro entre esta población y Quintanilla -127,16 millones y 14,5 kilómetros-.

El Gobierno trata de cumplir con su palabra para llevar la licitación de los dos tramos al Consejo de Ministros, con el objetivo de que se adjudiquen las obras en los meses otoño y los trabajos arranquen sobre el terreno antes de que finalice 2019.

En paralelo, el gabinete que dirige el ministro José Luis Ábalos trabaja para que en unos tres meses se pueda licitar la redacción de los proyectos de la Autovía del Duero entre Quintanilla de Arriba-límite provincial de Burgos y desde este punto a Castrillo de la Vega. Su objetivo es que la actualización de estos proyectos, que se realizaron hace años se ajusten a los nuevos requerimientos.

En el caso del primero, en la provincia de Valladolid, Fomento espera contar este año con el proyecto para que las obras se ejecuten a continuación. Se trata de 28,5 kilómetros, con un presupuesto estimado de 325 millones. Además, las expropiaciones se aprobaron hace un año, como la actualización de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA).

De la misma forma, el Ministerio calculó en el pasado unos 80 millones para construir el tramo entre el límite de Burgos y Castrillo de la Vega. Se trata de 13,7 kilómetros, cuyas expropiaciones se iniciaron en octubre de 2017, tras actualizarse el procedimiento ambiental.