ENTRE HOY Y MAÑANA

Juan Manuel Pérez

Periodista. Editor de informativos de RTVCyL


Por fin

Ya sólo queda un día, el de la fiesta de la democracia que dicen los cursis, para acabar con este maratón de torturas. Ayer terminó la campaña. Se puso fin a la propaganda, el mercadeo de promesas, las sonrisas impostadas y los besos a niños y abuelas en los parques y en los mercados de abastos. En la madrugada del lunes escucharemos a triunfadores y perdedores y a las pocas horas comenzará un tiempo nuevo en la política regional. Ese día empezarán a madrugar los pactos que llevarán al Colegio de la Asunción a un nuevo presidente de la Junta. Los ciudadanos votaremos mañana y después serán los aparatos de los partidos los que decidan con quién sumar los 41 procuradores necesarios para conseguir la mayoría absoluta.

Ayer dimos carpetazo a una campaña protagonizada por los dos debates y por la reaparición, en las vísperas, de la ex vicepresidenta de la Junta Rosa Valdeón junto a Francisco Igea. El gesto de la que fuera delfina de Juan Vicente Herrera no dejó indiferente al presidente de la Junta, quien desde León no ocultó su disgusto y lo llegó a calificar de ‘puñalada’.

El candidato de Ciudadanos ha sido el gran animador de la política regional estas dos semanas por el protagonismo que se le atribuye en la próxima legislatura. Igea ha asumido encantado ese papel de guardián de las llaves que otorgarán la mayoría a derecha o izquierda. La incógnita está en conocer si el especialista en aparato digestivo volverá a ser aquel montaraz que desafió a Rivera en las primarias o si ahora se plegará a las directrices de la dirección nacional del partido naranja.

Ya sólo quedan horas para despejar todas las incógnitas que han quedado sin resolver en estos últimos quince días. El lunes todo lo dicho hasta ahora por los candidatos dejará de ser palabra de Dios y comenzarán a moderarse los discursos para facilitar los necesarios acuerdos.



Las más vistas

Carta del Director

La extraña pareja

En el Burgo parecen decididos a hacer frente a las recomendaciones de Madrid. El presente de un territorio también se escribe con interpretaciones fuera de guion como las protagonizadas por Navas y Cobo

Opinión

La cacharrería

En vez de reconstruir el destrozo que heredó de su antecesora, Yolanda de Gregorio ha ido convirtiendo la sede de la calle Almazán en esa cacharrería en la que se han perdido los valores