La Junta ve como una buena noticia que los PGE no salgan

SPC
-
Milagros Marcos durante su comparecencia. - Foto: Miriam Chacon (Ical)

Marcos ve como una "ventaja" que no se aprobaran las cuentas y que se mantenga la prórroga presupuestaria en la Comunidad

La portavoz de la Junta y consejera de Agricultura y Ganadería, Milagros Marcos, aseguró hoy que es una “buena noticia” para Castilla y León que el Congreso de los Diputados tumbara este miércoles el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2019 y lo devolviera al Gobierno de Pedro Sánchez, ya que evita que se incurran en gastos para los que no se cuenta con la financiación necesaria.

En la comparecencia posterior al Consejo de Gobierno, la consejera portavoz recordó que la Junta en un ejercicio de “prudencia” no elaboró sus cuentas con los datos comunicados y apostó por la prórroga presupuestaria, ya que de lo contrario tendría ahora que bloquear o paralizar gastos, ya que no contaría con el dinero previsto, lo que recalcó supone una “ventaja”.

Asimismo, Milagros Marcos argumentó, en declaraciones recogidas por Ical, que el Gobierno presentó unas cifras de forma pública que eran “muy diferentes”, en unos 400 millones, a las que comunicó de forma “oficial” a la Comunidad, lo que ha llevado a la Junta a no creerse las cuentas, como a su juicio hicieron Bruselas, el Banco de España o la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef). Por ello, apostó por una prórroga presupuestaria para evitar que se programaran actuaciones sobre unos fondos que no sabían si finalmente iban a llegar.

Al respecto, la portavoz insistió en que si la Junta hubiera hecho unos presupuestos para la Comunidad ahora tendría “un problema” porque no contaría con el “soporte” de gasto necesario. Es decir, remarcó que hubiera supuesto que se “gastaba lo que no se tenía” y añadió que la Junta no se creyó los ingresos que se planteaban porque a su juicio era algo “imposible”.

Marcos recalcó que el pasado año a la Comunidad le faltaron 350 millones para cubrir solo los gastos de los servicios públicos esenciales -sanidad, servicios sociales y educación-. Por ello, la portavoz de la Junta aseguró que trabajarán con el Gobierno para modificar el modelo de la financiación autonómica, pero también para cambiar las entregas a cuenta.

También Milagros Marcos subrayó que las medidas previstas para la subida de los salarios de los empleados públicos, como de las pensiones, se han podido aplicar mediante decretos ley. Además, destacó que se ha evitado “todo lo negativo”, que hubiera supuesto la aprobación de presupuestos, como la subida de impuestos o las “desinversiones” previstas en el borrador para “llevarse dinero” a otras comunidades.

De la misma forma, la consejera portavoz subrayó que al tumbarse el proyecto de presupuestos no se aplican los criterios de reparto de recursos que benefician a los lugares con más población. Por ello, recalcó “le beneficia” a Castilla y León que los presupuestos no continúen su tramitación parlamentaria.

Finalmente, Marcos reconoció que la Estrategia frente a la Despoblación parece estar “maldita” ya que el final de la Legislatura podría trastocar su desarrollo, por lo que señaló la Junta seguirá trabajando en medidas para transformar el modelo fiscal para territorios con problemas demográficos, entre otras medidas.