Las infracciones penales suben un 3% en el primer semestre

SPC
-

La delegada del Gobierno puso el acento en dos aspectos en los que se ha reducido la delincuencia como son los robos con fuerza en domicilios (un 16 por ciento) y en los robos con violencia e intimidación (un nueve por ciento menos)

La delegada del Gobierno, Mercedes Martín Juárez, presenta los datos en Salamanca. - Foto: Ical

La delegada del Gobierno en Castilla y León, Mercedes Martín, analizó hoy en Salamanca los últimos datos de delincuencia que ha hecho públicos el Ministerio del Interior, según los cuales Castilla y León cierra el primer semestre de 2019 con un repunte de algo más de mil infracciones penales, un 3 por ciento, en Castilla y León. “Nos movemos, como es habitual, en la horquilla de entre 35.000 y 37.000 infracciones penales en estos primeros seis meses”, subraya.

La delegada puso el acento en dos aspectos en los que se ha reducido la delincuencia como son los robos con fuerza en domicilios (un 16 por ciento) y en los robos con violencia e intimidación (un 9 por ciento menos). “Hay que felicitar a nuestra Guardia Civil y a nuestra Policía Nacional”, explicó en un comunicado recogido por Ical antes de pedir que se busquen “fórmulas”, tanto desde los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado como desde la propia ciudadanía, para combatir los delitos contra la libertad e indemnidad sexual puesto que han aumentado un 32 por ciento.

Por lo que respecta a Salamanca, las infracciones penales han disminuido un 2,3 por ciento. En esta provincia, los robos con violencia e intimidación se han reducido en el primer semestre del año un 32 por ciento pero también han aumentado los delitos contra la libertad e indemnidad sexual, como en el resto de Castilla y León, casi un 30 por ciento.

“Muchas veces los medios de comunicación preguntan si este repunte que se viene produciendo en los últimos años es fruto de que ocurren más hechos de este tipo que antes o que se denuncian más ahora. Quiero creer que es fruto de lo segundo más que de lo primero, pero falta mucho camino por recorrer para acabar con la lacra de la violencia machista. Es absolutamente intolerable. Una sociedad que se considera civilizada no puede consentir tamaña brutalidad ni un minuto más”, subrayó la delegada.

A su juicio, “lo más grave y preocupante que ha ocurrido en Castilla y León durante este verano han sido los asesinados machistas de dos mujeres en la provincia de Burgos durante el mes de julio, en Salas de los Infantes y Villagonzalo Pedernales”.

“Las cifras son apabullantes”, concluyó Martín. Desde 2003 hasta hoy han sido asesinadas en Castilla y León 51 mujeres, 4 de ellas salmantinas, de las más de 1.000 que han perdido la vida en España. Al año, en Castilla y León hay más de 5.000 denuncias por violencia de género. En Salamanca, más de 650. La cifra se ha incrementado en los dos últimos años completos. En Castilla y León hay actualmente algo menos de 1.100 mujeres con protección policial por casos de violencia de género. En Salamanca, casi un centenar. “Con todo, debemos tener claro que esta comunidad autónoma es de las más seguras de España”, subrayó.

Para Mercedes Martín, “no cabe sino alabar el trabajo de Guardia Civil y de Policía Nacional. Sabemos además que el anterior Gobierno esquilmó las plantillas”. Durante 2012 y 2018 en Castilla y León las plantillas descendieron en más de un 8 por ciento. De más de 10.000 agentes, se pasó a 9.000. En Salamanca, se redujeron un 4 por ciento

Actualmente trabajan 6.700 guardias civiles y 2.900 policías nacionales en la autonomía (es decir, más de 9.500 en total), y 782 guardias civiles y 316 policías en Salamanca.


Las más vistas