Maduro acusa a López de planear un golpe en la embajada española

Agencias
-

El líder chavista denuncia que la oposición está tramando un ataque «para matar a políticos y militares» de su país y ordena a su canciller ponerse en contacto con el Gobierno de Sánchez

El mandatario venezolano llama a las Fuerzas Armadas a estar «preparadas para el combate». - Foto: JHONN ZERPA HANDOUT

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, denunció ayer que «el prófugo de la justicia Leopoldo López está utilizando la Embajada de España en Caracas para conspirar» con el propósito de derrocarlo y matar a líderes políticos y militares de su país.
En declaraciones ofrecidas desde el Palacio de Miraflores, Maduro afirmó que apoya las acciones que anunció ayer la Fiscalía venezolana para investigar al líder opositor Juan Guaidó y al general retirado Cliver Alcalá por formar parte de un supuesto intento de golpe de Estado para su derrocamiento.
«Ya el fiscal general ha anunciado acciones que apoyaré como jefe de Estado, todas las órdenes las apoyaré, listo y firme estoy para que haya justicia», aseveró.
Maduro afirmó haber pedido a su ministro de Exteriores, Jorge Arreaza, contactar con las autoridades españolas, ya que Alcalá ha vinculado al dirigente opositor Leopoldo López, que es invitado de la Embajada nacional en Venezuela, con el supuesto plan conspirador.
Según el gobernante chavista, Alcalá sostuvo que López «desde la legación española sabía todo, estaba en cuenta y estaba de acuerdo».
Por ello, añadió, ha pedido a su canciller que haga las gestiones ante el Gobierno de Sánchez «para que tome cartas en el asunto porque desde su Embajada están conspirando para matar a líderes políticos y militares de Venezuela».
Maduro reiteró su denuncia de un supuesto plan violento, que se organiza en suelo colombiano y bajo las órdenes de Estados Unidos, para atacar Venezuela, por lo que llamó a las autoridades militares venezolanas a estar atentas para contener esos posibles ataques.
«Alerta, preparados para el combate donde haga falta, cuando haga falta y con toda la capacidad de combate que haga falta, ¿entendido? Entendido. Estamos listos, no somos cobardes, somos guerreros, queremos la paz, pero estamos listos para el combate», aseguró.
Por otra parte, el presidente de Venezuela calificó de «acción extravagantemente extremista» y «vulgar» la acusación que hizo este pasado jueves EEUU contra él y una decena de sus altos colaboradores por presunto narcotráfico, lavado de dinero y terrorismo.
«El Gobierno de Donald Trump, como unos cowboys racistas del siglo XIX, le ponen precio a la cabeza de unos revolucionarios que estamos dispuestos a combatirlos en todos los terrenos».