Marchena reprende a un testigo por «insultar» al Supremo

EFE
-
Marchena reprende a un testigo por «insultar» al Supremo

El presidente del tribunal reconduce a los convocados por la defensa de los líderes del procés, que entran en diatribas políticas y teorías sobre el derecho a la autodeterminación

El presidente del tribunal del procés, Manuel Marchena, se empleó ayer a fondo para reconducir a testigos de la defensa cuyas palabras derivaban en diatribas políticas y sobre el derecho a la autodeterminación. «Esto es un insulto a los miembros del tribunal», llegó a decir sobre uno de ellos.
Tras semanas de declaraciones de policías, guardias civiles y mossos citados por las acusaciones, el turno de los testigos propuestos por los abogados de los acusados comenzó ayer en el Supremo con la declaración de dos de ellos y continuará a lo largo de las próximas sesiones.
En varias ocasiones, el juez acotó sus intervenciones para que no excedieran el objeto del juicio y se convirtieran en «disertaciones académicas» o en relatos sobre «aspectos históricos» que no interesan al tribunal.
Otro de los testigos, Mayte Aymerich, alcaldesa de San Vicente de las Huertas (Barcelona), el pueblo donde tiene su residencia el exvicepresident Junqueras, destacó que este no pudo votar el 1-O en su colegio electoral habitual porque los Mossos impidieron que se celebrara el referéndum. 
Mientras, el exdiputado de la CUP David Fernández explicó que ese día, los ciudadanos que acudieron a los centros de votación ejercieron una actitud «pacífica» de «resistencia» ante la presencia policial que consistió en «muros» o «murallas humanas», al tiempo que negó que se prepararan actos violentos.