scorecardresearch

El 25% del emprendimiento está liderado por sorianos retornado

EDS
-

El Ayuntamiento de Soria pondrá en marcha este año un plan especial para facilitar la vuelta del talento local con la creación de una plataforma informativa como primer paso

El 25% del emprendimiento está liderado por sorianos retornado - Foto: Eugenio Gutierrez Martinez

«Yo adivino el parpadeo de las luces que a lo lejos/ van marcando mi retorno./ Son las mismas que alumbraron con sus pálidos reflejos/ hondas horas de dolor…». Carlos Gardel hablaba ya en su popular tango Volver,  quizá de forma un tanto melodramáticamente, de la realidad de la emigración. Según el último informe del mercado de trabajo del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), 4.000 trabajadores abandonaron Soria durante el ejercicio anual 2020. La falta de oportunidades laborales es una de las causas principales. Un porcentaje mínimo, no obstante, regresa. Se estima que aproximadamente uno de cada cuatro emprendedores del programa Impulso Emprende que deciden poner en marcha su propio negocio en la provincia (el 22,7% del total) es un soriano retornado, una cifra que el Ayuntamiento de Soria quiere incrementar con la puesta en marcha de un novedoso plan que busca facilitar la vuelta de aquellos  que deseen poner en marcha su propio proyecto empresarial. 

La iniciativa cuenta este año con un presupuesto de 30.000 euros aunque, reconoce el concejal de Desarrollo Económico y Hacienda, Javier Muñoz, «vamos un poco a ciegas». Salvo casos muy puntuales como el de Córdoba, no hay iniciativas similares que puedan servir de modelo para iniciar y materializar esta propuesta que, gracias al Grupo Municipal Popular, se incluyó en los presupuestos municipales de 2022. Obviamente, la experiencia de Impulso Emprende, el programa de fomento empresarial en el que unen esfuerzos la Cámara de Comercio, el Consistorio de la capital y la Diputación Provincial, deberá ser un elemento clave en esta estrategia, adelanta Muñoz. 

El primer paso, insiste el responsable del departamento municipal de Desarrollo Económico, necesariamente tendrá que ser la puesta en marcha de una plataforma digital que unifique toda la información de programas y servicios de apoyo (desde asesoramiento a acceso a guarderías o centros educativos en caso de familias con necesidades de conciliación, por ejemplo) y que sirva de altavoz o comunicación con aquellos sorianos dispuestos a regresar. Y «también importante», recalca Muñoz, será tratar de centralizar en esta plataforma informativa a efectos prácticos todo el abanico de ayudas que brinden «todas las administraciones».

Con ello el objetivo principal será vender como ventajas los beneficios «medioambientales, educativos, el poder desplazarte andado a cualquier punto de la ciudad, la cultura accesible» que tiene residir en Soria, insiste Muñoz, y que, en ocasiones, pueden compensar más que habitar en una gran ciudad. «Si empiezas a echar cuentas: la guardería, el alquiler, el transporte...», enumera el edil, resulta mucho más rentable vivir en una ciudad como Soria. «Y cuando tienes descendencia ya no te vas», por las mejores condiciones que ofrece la capital para conciliar la vida laboral y familiar, por la calidad educativa y por la seguridad, insiste.

«calidad de vida». En eso coincide el presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Soria, Alberto Santamaría, «la calidad de vida» que puede ofrecer la provincia es imbatible. Y, en este sentido, «es más fácil que el soriano que ya la conoce» quiera volver.  En la gran ciudad, sostiene, «no hay huecos para todos» y los sorianos, una vez formados y comenzada su trayectoria profesional en otros lugares, pueden encontrar aquí también grandes oportunidades vinculadas especialmente al sector servicios. «Por ejemplo, hace unos años se ha puesto en marcha el primer gabinete de optometría de Soria o el primer laboratorio dental digital», señala Santamaría, negocios que han sabido encontrar un «nicho» de mercado que no estaba cubierto en la provincia, mejorando, además, los servicios de la población y evitando que tengan que recurrir a ellos fuera de la provincia. Por no hablar, asegura el presidente de la Cámara de Comercio e Industria, de la falta de servicios que sufre el medio rural, donde la apertura de establecimientos como recientemente la tienda La Parada, en la localidad de Rioseco, también están contribuyendo a fijar población y mejorar la calidad de vida. En este sentido, el emprendimiento supone hoy un importante motor económico en la economía soriana. 

En el caso de Marta Pacheco, que  había comenzado a desarrollar su trayectoria profesional vinculada al campo de la salud visual en un gabinete de oftalmología de Madrid, fue precisamente ser consciente de que los sorianos tenían que desplazarse periódicamente a otras provincias para recibir tratamiento llo que le hizo ver claro que con su formación y experiencia en el cambio de la optometría podría ayudar a que los sorianos pudiera recibir «una buena asistencia» en materia de salud visual. Crear su propio gabinete fue la única opción para volver a Soria realizando el mismo trabajo terapéutico que realizaba en Madrid.

Sólo durante el año pasado Impulso Emprende, que incluye recursos como el Semillero y el Vivero de Empresas, las Naves Nido del polígono de Valcorba o, el de más reciente creación, el Espacio Colaborativo de Trabajo del Casco Viejo, auspició la creación de 67 empresas y 100 puestos de trabajo que contribuyen notablemente a fortalecimiento de «tejido empresarial». De pequeño tamaño, sí, pero no de menos importancia para la sociedad. En este sentido, se estima que las 17 empresas nuevas surgidas en el seno del Semillero de Empresas durante el año 2021 supusieron una inversión de 358.600 euros. Pero desde 2018 y hasta 2021 las 23 empresas creadas con el tutelaje de este servicio han generado una inversión de dos millones de euros.  

Una nueva vía. Las nuevas tecnologías, asimismo, han abierto un importante campo de posibilidades para que trabajadores muy cualificados, cuyo perfil tradicionalmente no tenía demanda en Soria, puedan compaginar vivir en la provincia con un desarrollo profesional acorde a su formación a través del teletrabajo. «Conozco algún caso de gente que trabaja creando aplicaciones informáticas para multinacionales», ejemplifica Alberto Santamaría. 

Aprovechando la oportunidad que la pandemia de covid-19 ha generado potenciando el trabajo telemático en grandes empresas, el Ayuntamiento de Soria ha puesto en marcha el Centro de Trabajo Colaborativo del Casco Viejo por el que, desde que abrió sus puertas a mediados de 2021, han pasado alrededor de 400 usuarios (ocho de ellos con carácter fijo).  

Las facilidades que ofrece el trabajo en línea a través de internet también posibilitaron la implantación en Soria de 'star-up' tecnológicas como Detektia Earth Surface Monitoring, que el año pasado logró un importante galardón en el 72º Congreso de Astronáutica (IAC). Candela Sancho, su responsable, geofísica de formación, había desarrollado su trayectoria profesional en lugares como Canadá o Países Bajos. Fundar esta empresa que se encarga de monitorizar y supervisar vía satélite la estabilidad de todo tipo de infraestructuras y canalizaciones edificadas o en proceso de construcción, así como el control de acuíferos le dio la oportunidad de regresar a Soria 18 años después de marcharse para estudiar. Con trabajos de proyección internacional, Detektia es una empresa surgida en noviembre de 2019 del laboratorio de Topografía y Geomática de la Escuela de Caminos, Canales y Puertos de la Universidad Politécnica de Madrid. 

Ir de la mano del mundo universitario, «que duda cabe», recalca el presidente de la Cámara de Comercio e Industria, debería ser otra de las claves que pueden contribuir al 'reasentamiento' de jóvenes sorianos que, cumplida su formación y adquirida experiencia laboral, quieran regresar a Soria buscando estar cerca de su familia y sus raíces. 

perfil. Mujer (el 60% de los negocios de emprendimiento puestos en marcha en la provincia), con estudios superiores y edades comprendidas entre los 30 y los 45 años es el perfil mayoritario del emprendedor en Soria, aunque, en este sentido, el Consistorio soriano también está  tratando de eliminar cualquier tipo de referencia que pueda restar posibles candidatos a regresar a la capital. De hecho, esta misma semana la Comisión informativa de Desarrollo Económico en la que se trabajó en el plan de retorno laboral finalmente  optó por retirar la limitación de edad que se había fijado en un primer momento en los 35 años en dicho plan. «Hay que echar mano de cualquiera que quiera venir», insiste el concejal de Hacienda Javier Muñoz.

Para ello son muy importantes las ayudas. Especialmente en los primeros momentos de constitución o de traslado de la mercantil. Lo fue, por ejemplo, en el caso de María Encinas, que en febrero de 2020 puso en marcha en la Nave Nido número 3 del polígono industrial de Valcorba su fábrica de cosmética sólida Ilurbeda. «Que dieran ayudas reales al emprendimiento», que el alquiler de las instalaciones fuera «muy bajo» decidió finalmente «la balanza» a favor de implantarse en Soria, provincia a la que no le unían vínculos directos.

Su caso, expone el presidente de la Cámara de Comercio e Industria corresponde a otro importante perfil de emprendedor: el foráneo que decide venir a Soria y montar su propio negocio. Y para este supuesto específico, insiste Alberto Santamaría, resulta imprescindible abordar acciones conjuntas que vayan dirigidas concretamente a unidades familiares. 

el mejor «escudo». Contar con «buenos trabajadores» en estos tiempos en los que tantas dificultades existen para conseguir cubrir los puestos de trabajo, «tanto de personal cualificado como no cualificado», matiza el responsable de la institución cameral, es esencial. De ahí que Santamaría subraye la importancia de dar también encaje laboral a cónyuges o parejas, así como cubrir todas las necesidades educativas que puedan requerir, por ejemplo, sus hijos. «Hay que dar un paso más en lo social», insiste, en el intento de propiciar la llegada de trabajadores, sean sorianos de nacimiento o no. «El mejor escudo social es el mejor puesto de trabajo», recalca Santamaría.

En este sentido, insiste el concejal de Hacienda en el Ayuntamiento de Soria, se es consciente de las ventajas que ofrece la ciudad, pero también de su principal limitación: la falta de vivienda, especialmente en régimen de alquiler. De ahí que ya se esté analizando el tema con el objetivo de incrementar el parque inmobiliario disponible. «Estamos dando una vuelta a cómo beneficiar a la gente que ponga vivienda en el mercado» de arrendamiento, avanza Javier Muñoz. Quizá, indica, podría estimarse poner en marcha un sistema de bonificaciones fiscales.

El Grupo Municipal Popular en el Consistorio soriano también ha propuesto incluir una línea de ayudas dirigidas a sorianos retornados que incluyan los gastos de desplazamiento e incluso mudanza de mobiliario y enseres, fianza o primer alquiler de vivienda. 

Aunque, sin duda, más allá de todo esto, en muchos casos la mejor ayuda es la dirigida a 'batallar' con toda la tramitación burocrática necesaria para poner en marcha una empresa. Así lo corrobora Marta Pacheco. «Yo me dedicaba a los pacientes y desconocía todo el tema burocrático. Para mi fue lo más difícil», añade la optometrista. 

El grado de supervivencia de los negocios de emprendimiento es mucho más alto en Soria que la media nacional, un 95% durante el primer año de puesta en funcionamiento frente al 74% de la media del país y un 77% cumplido el primer lustro (45% en el conjunto de España), lo que habla de las posibilidades que se abren a este respecto. «Imagina lo que sería Soria con 1.500 o 3.000 habitantes más», insiste el concejal de Desarrollo Económico Javier Muñoz. Volver a Soria, sin los melodramas tangueros de Gardel, es una opción.