Telefónica firma un plan de salidas para 4.500 trabajadores

EFE
-

La multinacional y sindicatos alcanzan un acuerdo por el cual el personal de la compañía en España que tenga 53 años o más podrá suspender voluntariamente su empleo y suscriben un nuevo convenio que incluye el teletrabajo un día por semana

Telefónica firma un plan de salidas para 4.500 trabajadores

La dirección de Telefónica y los sindicatos CCOO y UGT han firmado este viernes el Plan de Suspensión Individual de Empleo (PSI) para trabajadores que tengan 53 años o más, que será voluntario y al que pueden adherirse más de 4.500 trabajadores de la compañía en España.
Además, las partes han suscrito el convenio colectivo de la empresa, que estará vigente desde 2019 hasta 2021, prorrogable un año más, y que incluye la posibilidad de establecer un día a la semana de teletrabajo, han informado fuentes de la negociación.
El PSI, que es similar al de 2016, contempla, entre otras cuestiones, una retribución del 68% del salario bruto hasta los 65 años, un seguro médico y el abono de las cuotas de la Seguridad Social hasta la jubilación, mientras que el convenio incluye una subida del 1,5% anual, según fuentes de Telefónica.
Este acuerdo garantiza la "sostenibilidad" del negocio y supone además un "avance importante hacia una compañía más digital, más flexible y más preparada para los desafíos futuros", ha afirmado el presidente de Telefónica España, Emilio Gayo, en un comunicado remitido a los trabajadores de la empresa.
Este plan de suspensión de empleo, voluntario, universal y no discriminatorio, será "puntual" para este año, ha afirmado Gayo.

Inicio inmediato

La empresa prevé ya empezar "la semana que viene" con las entrevistas y las firmas de adhesión al plan, que afecta a más de 4.500 empleados de Telefónica España, Telefónica Móviles y Telefónica Soluciones, de los 21.000 de plantilla, aunque es previsible que no se apunten todos, según fuentes sindicales.
Los empleados, que tienen de plazo hasta el 31 de octubre para apuntarse, deberán tener una antigüedad de 15 años en la empresa y haber cumplido los 53 años en 2019.
Por su parte, el convenio incluye una subida salarial para toda la plantilla del 1,5% en cada uno de los años de vigencia, además de un plus anual de 300 euros en 2020 y 2021, de los que serán consolidables 150 cada año.
Al mismo tiempo, la compañía "va a hacer un esfuerzo muy relevante en la aplicación de la política de formación para dotar a las personas de nuevas habilidades tecnológicas que les hagan ser más versátiles". Se prevé que participen más de 6.000 personas en estos programas de formación, según fuentes de la empresa.

Más teletrabajadores

La novedad de este viernes radica en que se ha acordado, en el marco de la negociación del convenio, aumentar el número de teletrabajadores, así como analizar, dentro de la Comisión paritaria Interempresas de Ordenación del Tiempo de Trabajo, la posibilidad de establecer un día de teletrabajo a la semana en las áreas donde sea posible, según consta en el documento.
La empresa se ha comprometido a desarrollar en 2020 un sistema informático que permita hacer un seguimiento de las solicitudes y denegaciones de trabajo a distancia, según consta en el texto del acuerdo suscrito y que consta de 307 páginas.
La reunión para la firma del convenio comenzó a las 11,00 de hoy, incluyó un receso, tras el que se cerró una cuestión pendiente que quedaba relativa a las ofertas comerciales de la empresa para empleados por contratos de productos de la compañía.
UGT y CCOO suscribieron el acuerdo después de que recibieran el visto bueno en sus respectivos consejos sectoriales, en el primer caso por unanimidad, y en el segundo por mayoría de más de un 75%.
Desde Telefónica se contempla, según informó la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), una dotación de 1.600 millones de euros para afrontar este proceso, que, según cálculos de la operadora, podría suponer un ahorro de 220 millones anuales a partir de 2021.
El convenio colectivo se comenzó a negociar el pasado junio y, a mediados de septiembre, se incorporó como novedad este plan de salidas tras recibir el visto bueno del Consejo de Administración de Telefónica, que estaba previsto para el 25 de este mes, pero se adelantó al día 10, tras la bajada de la cotización de la compañía el pasado agosto.