Celaá crea un comité para garantizar la equidad de la Ebau

SPC
-

El Gobierno reconoce que han observado «ciertas dificultades diferentes» entre pruebas autonómicas, y Rey ve como un «éxito extraordinario» la decisión

Varios alumnos durante el primer examen de la Ebau, ayer enSalamanca - Foto: Ical

En plena escalada de ‘tensión’ por la petición de una Ebau única, y mientras miles de estudiantes castellanos y leoneses se enfrentan a una prueba que decidirá su futuro académico, la portavoz del Gobierno y ministra de Educación en funciones, Isabel Celaá, anunció ayer la creación de un grupo técnico de trabajo para detectar y corregir las «incidencias» en la dificultad de la selectividad de diferentes comunidades para garantizar la «equidad» de los estudiantes de toda España. «He observado que había algunas incidencias que señalaban a ciertas dificultades diferentes y eso es lo que vamos a tratar», reconoció Celaá tras la firma de un protocolo de colaboración en Madrid con el Ministerio de Defensa. Según la titular de Educación, este grupo de trabajo será mixto y estará integrado por representantes del Ministerio, de las comunidades autónomas y de la universidad. 
Sin embargo, Celaá no se mostró partidaria de crear una selectividad única para toda España. «Si por única entendemos exacta no, no es necesario, sería un empobrecimiento del currículo», expuso la ministra, recordando que las comunidades autónomas tienen competencias en confeccionar su propia selectividad. «No significa hacer una Ebau exacta en todas las comunidades autónomas sino que se comparta el mismo grado de dificultad», sentenció.
Una decisión que celebró el consejero de Educación en funciones de la Junta, Fernando Rey, que calificó de «éxito extraordinario» que el Gobierno reconozca, por primera vez, que exista un problema con la Ebau y que anuncie la creación de un grupo de trabajo. Rey, que insistió que desde la Junta se defiende una Ebau «única, simultánea y estatal», aseguró que la iniciativa anunciada por la ministra es un gran paso adelante, dado que hasta ahora no se reconocía un problema, a pesar de las enormes diferencias de exigencia entre los exámenes de una comunidad y de la discriminación que esta situación producía entre alumnos, según informa Ical.
En este sentido, el consejero se mostró confiando de que el próximo curso los alumnos de Castilla y León que quieran cursar carreras de muy difíciles acceso no se vean discriminados por la Ebau. «Me alegro mucho de esta anuncio, ya que la situación de Castilla y León ha sido una verdad incómoda y desagradable, pero una verdad», sentenció.
Por otra parte, Rey criticó el comunicado difundido ayer por la Conferencia de Rectores de Universidades y afirmó que «saben más de ranking universitarios que de lo que pasa antes de que los alumnos lleguen a la universidad y es evidente que son unas respuestas poco meditadas», y  lamentó que «se trata de una opinión muy poco universitaria».