Detenida una septuagenaria tras la muerte de su marido

SPC
-

Los investigadores barajan la asfixia como posible causa del fallecimiento. No constan denuncias previas por malos tratos ni desavenencias matrimoniales

Ángel Blanco y Guillermo Vara informan sobre el presunto asesinato ocurrido en Zamora. - Foto: Ical

El Cuerpo Nacional de Policía baraja que la muerte de un hombre de 77 años en un domicilio del barrio zamorano de Las Viñas durante la noche del jueves se enmarca en el ámbito de la violencia doméstica, «en este caso, de la mujer hacia su marido», según señaló ayer el jefe de Seguridad Ciudadana y actual jefe accidental de la Comisaría de la Policía Nacional de Zamora, Guillermo Vara, quien expuso algunos detalles del suceso junto con el subdelegado del Gobierno en Zamora, Ángel Blanco. «Había indicios de muerte violenta», precisó Vara en declaraciones recogidas por Ical.
Los investigadores barajan la asfixia como posible causa de la muerte. Aunque la Policía Nacional está aún a la espera de recibir un primer informe de la autopsia que se le practicó ayer al cadáver para conocer con exactitud cómo se produjo el crimen, los primeros indicios apuntan a esa causa, según señalaron a Efe fuentes de la investigación.
Aún así, dichas fuentes indicaron que los resultados de la necropsia serán fundamentales para confirmar ese supuesto y otros datos sobre cómo se produjeron los hechos, aunque las fuentes confirmaron que el fallecido, de 77 años, no presentaba problemas de salud.
El suceso tuvo lugar pasadas las nueve de la noche del jueves en la vivienda del barrio de las Viñas de Zamora en el que residía la pareja, que tenía una hija que no vivía con ellos. Aunque el matrimonio es originario de un pueblo de la comarca de Sayago, residía desde hacía tiempo en una vivienda ubicada junto a la estación de autobuses de Zamora, sin que anteriormente se hubiera registrado ningún incidente por el que hubiera tenido que acudir la policía a la casa ni existiesen denuncias previas en el matrimonio.
La mujer, que fue detenida en el domicilio y llevada a la comisaría de la Policía Nacional para tomarle declaración, al cierre de esta edición aún no había declarado en dependencias policiales ni judiciales y, según dichas fuentes, se encontraba en estado de shock tras lo ocurrido.
Por otra parte, el jefe accidental de la comisaría provincial de Zamora de la Policía Nacional, Guillermo Vara, confirmó en rueda de prensa que no había denuncias previas por malos tratos en la pareja y que los primeros indicios apuntaban a que se trataba de una muerte violenta.
El responsable policial explicó que la víctima y su esposa vivían solos en el domicilio, ubicado en el número doce de la calle Donantes de Sangre, junto a la estación de autobuses de Zamora.
El servicio de Emergencias 1-1-2 registró a las 21.12 horas varias llamadas que alertaban del suceso y del posible fallecimiento del hombre por una agresión doméstica por parte de su mujer. Al llegar al domicilio, el personal sanitario confirmó el fallecimiento del hombre. Durante la jornada de ayer se tomó declaración a vecinos de la pareja y testigos del suceso.