Luz verde a un cambio urbanístico para la macrovaquería

EDS
-

No prevé "efectos significativos" sobre el medio ambiente

Luz verde a un cambio urbanístico para la macrovaquería

La Junta de Castilla y León no prevé que se produzcan “efectos significativos” sobre la naturaleza por el proyecto para la instalación de una explotación ganadera, con capacidad para 18.500 vacas, en la población de Noviercas (Soria), por lo que autoriza un cambio urbanístico, según publica hoy el Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl).

Así lo recoge una orden de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente por la que se formula el informe ambiental estratégico de la modificación puntual de las Normas Urbanísticas Municipales de Noviercas (Soria), promovida por Valle de Odieta Sociedad Cooperativa Limitada.

También explica que las Normas Urbanísticas Municipales vigentes en el municipio establecen una serie de prescripciones que limitan la posibilidad de desarrollos ganaderos en el suelo rústico común, ubicación natural para estas actividades. Así, expone que la modificación planteada tiene como objetivo hacer posible la implantación de explotaciones agrícolas y ganaderas con dimensión suficiente para garantizar la creación de empleo.

Asimismo, la Junta señala que por tanto no considera necesaria la tramitación de la evaluación ambiental estratégica ordinaria para acometer la modificación de las normas urbanísticas. Asegura que se justifica ante la “necesidad” de “detener” y “revertir” la tendencia demográfica del municipio antes de que sea “irreversible”.

En materia de disponibilidad de recursos hídricos, el informe de la Junta recuerda que el uso privativo mediante una captación de aguas requiere de forma previa la preceptiva concesión administrativa otorgada por la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD).

 

La Confederación Hidrográfica del Duero, si bien, informa favorablemente la modificación puntual, recuerda las prevenciones y autorizaciones preceptivas a que se encuentran sometidos los proyectos de explotaciones ganaderas, en materia de Dominio Público Hidráulico, abastecimiento y saneamiento de aguas. También señala, el riesgo de afección a la masa subterránea que supondría la explotación ganadera que la empresa promotora proyecta poner en marcha en el municipio.

El proyecto prevé abrir una explotación para producir 200.000 toneladas al año de leche de vaca, en una superficie de 120 hectáreas, a las que se unirán otras 230 para la obtención de forrajes y pastos.