La Junta analiza el estado de inmuebles catalogados BIC

EDS
-
San Saturio espera ser BIC desde hace cuatro décadas

Para conocer en mayor profundidad la situación actual de 16 inmuebles integrantes del patrimonio de la provincia de Soria, la Consejería de Cultura y Turismo ha encargado la elaboración de una serie de fichas diagnóstico de 16 edificios

El Plan de Intervención en el Patrimonio Histórico de Castilla y León establece, como principio general de la política de actuación en materia de patrimonio, el conocimiento de los bienes culturales de la Comunidad, que partiendo de la identificación y definición de sus características, valores, representatividad y estado de conservación facilite la articulación de una adecuada política pública de gestión.

Por ello, la Junta de Castilla y León, con el objeto de conocer la situación actual del estado de conservación de ciertos inmuebles declarados Bien de Interés Cultural (BIC) en la provincia de Soria, ha contratado la elaboración de una serie de fichas diagnóstico de determinados edificios que aportarán una información actual y precisa sobre estos, establezcan medidas de mantenimiento y seguridad y sirvan para apoyar futuras labores de intervención que eviten su degradación.

Con estas fichas, elaboradas por el arquitecto Francisco Yusta, se dispondrá de un mejor y más actual conocimiento de los inmuebles y su entorno inmediato, especialmente en aquellos puntos en los que se aprecian patologías evidentes, ayudando a comprender las causas del deterioro, y evaluar en su caso tanto la progresión en el tiempo como su gravedad.

El contenido del estudio, reflejado en cada una de las fichas de diagnóstico contratadas por la Junta a través de su Servicio de Cultura y Turismo de Soria, con una inversión total de 13.885,96 euros, propondrá las necesarias intervenciones presupuestadas que solventen los problemas de los inmuebles, analizará la accesibilidad, conforme a los parámetros de la ‘Carta de monumentos’, en aquellos edificios que puedan ser normal o racionalmente accesibles (por lo que en principio se descartan las ruinas o castillos) y se recopilará información sobre intervenciones y estudios efectuados en los mismos por distintas instituciones. Las fichas se insertarán en el Registro de Patrimonio de la Junta de Castilla y León (PACU) para que su consulta sea accesible.