Agricultura invirtió 332,3 millones en modernizar regadíos

SPC
-
La consejera de Agricultura y Ganadería y portavoz de la Junta de Castilla y León, Milagros Marcos ( C), junto a la salida del agua del embalse de Villafría en la Valdavia - Foto: Brágimo (Ical)

La inversión supone la transformación de 193.000 hectáreas en Castilla y León y un cumplimiento del 88 por ciento del compromiso adquirido al inicio del periodo

La Consejería de Agricultura y Ganadería ha modernizado, transformado en regadíos y llevado a cabo obras de infraestructuras en zonas de concentración parcelaria casi 193.000 hectáreas, lo que supone el 88 por ciento de las 220.000 hectáreas comprometidas al inicio de este periodo, hasta el año 2023, lo que ha supuesto una inversión de 332,3 millones de euros, según valoró hoy la consejera del ramo, Milagros Marcos, quien destacó la importancia de estas acciones para fomentar la incorporación de jóvenes al campo y, por ende, de fijar población en el medio rural.

Así, a través del Mapa de Infraestructuras Agrarias, que cuenta con 610 millones de euros, se han modernizado más de 21.600 hectáreas de regadíos de las 40.000 comprometidas, esto es el 54 por ciento, para las cuales se han destinado 181,6 millones de euros. Además, se han transformado en regadíos más de 12.600 hectáreas de las 20.000 previstas, es decir, el 63,1 por cien, con una inversión superior a los 84,2 millones de euros; y se han ejecutado obras en infraestructuras agrarias en zonas de concentración parcelaria en 158.700 hectáreas de las 160.000 comprometidas, lo que supone un cumplimiento del 99 por cien con una inversión de 66,5 millones de euros.

Durante una visita a una nueva zona de regadío en el río Valdavia (Palencia), Milagros Marcos hizo hincapié en que uno de los principales beneficios que conllevan la modernización del regadío de una zona está la optimización del uso del agua, permitiendo hacer frente con mayores garantías a las circunstancias de escasez de recursos disponibles. Se estiman ahorros medios en el uso de recursos de entre un 20 y un 25 por ciento.

Reiteró, en declaraciones recogidas por Ical, que las acciones están sirviendo para mejorar la competitividad y rentabilidad de las explotaciones agrarias, los costes para el riego con presión se reducen en las zonas modernizadas un 35 por cien respecto a las zonas sin modernizar.

Regeneración del campo

En declaraciones a los medios, la consejera dijo que la modernización contribuye “activamente” a la regeneración en el campo, ya que las incorporaciones de jóvenes en las zonas modernizadas son un 80 porcien superiores que las que se producen en las zonas sin modernizar. Esta apuesta por un sector modernizado se aprecia también en la inversión que llevan a cabo los propios agricultores, que es un 240 por ciento mayor en las zonas modernizadas que en las no modernizadas

Marcos concluyó explicando que el regadío modernizado permite diversificar las alternativas de cultivo, principalmente porque pueden realizarse otros cultivos más asociados a la transformación agroindustrial. “Esta posibilidad de adaptación de las producciones a las necesidades del mercado permite mejorar y garantizar la competitividad de las explotaciones agrícolas”, afirmó.