Rafael Peñalver


En bici al trabajo

18/10/2020

Entre el Campus Universitario Duques de Soria y el barrio de Las Casas hay una distancia de menos de 6 kilómetros. Es uno de los mayores trayectos que se pueden realizar dentro de la propia ciudad, apenas hay desnivel y se puede recorrer en unos 20 minutos en bicicleta. A pesar de las reducidas distancias y de que en Soria llueve menos de 80 días al año, según la AEMET, el uso diario de la bici es anecdótico. 
En este 2020 la bicicleta como transporte urbano está viviendo un auténtico boom en España impulsado por la pandemia. Cada vez más gente se está dando cuenta de las numerosas ventajas de cambiar el coche por la bici para desplazarse por la ciudad: se realiza ejercicio aeróbico a diario, se ahorra dinero, se reduce el tráfico en las calles, se disminuye la contaminación y el ruido de la ciudad y sus consecuencias para la salud de todos, e incluso se ha comprobado que reduce el estrés y la ansiedad. 
Este cambio se está produciendo a pesar de la escasísima promoción por parte de los ayuntamientos e instituciones. En otros países con mayor tradición ciclista se ha observado que las personas que van en bici al trabajo tienen mayor rendimiento y menor absentismo laboral. Desde las empresas se puede fomentar su uso entre sus empleados mediante acciones simples como dar bonificaciones a los que usen este medio de transporte o instalar “aparcabicis”. Las instituciones públicas y centros de enseñanza también pueden adoptar estas medidas y el Ayuntamiento podría invertir en ciclocarriles bien diseñados que no resten espacio al peatón sino al coche. 
Cuando uno empieza a usar la bici, pronto se da cuenta que las habituales objeciones a su uso suelen ser problemas fácilmente salvables. El desnivel de algunas zonas puede evitarse con una adecuada planificación de la ruta o incluso con una bicicleta eléctrica, cada vez más asequibles. La sensación de peligro que se puede tener al compartir espacio con los coches se reduce drásticamente si todos cumplimos con las normas de tráfico. Llevando la ropa adecuada el clima no es un problema, sirva de ejemplo países con condiciones mucho más adversas como Bélgica o Dinamarca, donde el uso de la bicicleta urbana es masivo. 
Soria tiene una gran oportunidad para convertirse en una ciudad ciclista. Desde estas líneas quiero invitar a todos los sorianos, sus empresas e instituciones, a que se atrevan a pasarse a la bici. Todos nos beneficiaremos de ello.  

Rafael Peñalver es pediatra



Las más vistas

Opinión

Dos mentiras al día

Todos los políticos de todos los partidos y de todas las instituciones es probable que nos mientan al menos dos veces al día.

Opinión

'Sine die'

Conviene que nos vayamos haciendo a la idea de que no viviremos como antes en mucho tiempo, el tiempo que tardemos en inmunizar o vacunar a toda la Humanidad